Anuncia que se presentará a la reelección, al mismo tiempo que ofrece televisiones de plasma a bajo precio y nuevas licencias de televisión para editores

 

La violencia sigue campando a sus anchas por el país.

Tras meses de deliberación y dudas tras la muerte de su marido Néstor Kirchner, la presidente de Argentina ya ha anunciado sus planes de futuro. Y estos no están lejos de la Casa Rosada. Más bien quiere seguir en ella por lo menos otros cuatro años.

De esta manera la carrera por la presidencia del país andino empieza a cerrarse en torno a un grupo de candidatos y el 23 de octubre será la fecha en la que los argentinos decidan qué rumbo debe tomar el país. Y parece que ese rumbo está claro ya que las encuestas sitúan a la actual presidenta como principal candidata a revalidar su puesto con el 49% de los apoyos, mientras que Alfonsín (22%) y Duhalde (9%) quedarían bastante lejos. Pero todavía quedan muchos meses por delante.

Lo que está claro es que la batalla ya ha comenzado y Cristina Fernández ha sido la primera en dar el golpe. Justo antes de anunciar su presentación a la reelección, dio la noticia de que se van a poner a la venta televisiones de plasma a bajo precio y que se han otorgado nuevas licencias para televisión, lo que es una clara medida populista. Pero en cambio, todavía nada se hace por frenar la violencia que vive el país.

Andrés Velázquez

[email protected]