• El país asiático aprovecha el despiste de EEUU y la UE, que tienen los ojos puestos en Rusia y Ucrania.
  • El dólar en 2013 representaba el 33% de las reservas de divisas mundiales, pero en 2000 llegaba al 60%.
  • Esto pone de manifiesto la actual tendencia: el yuan recorta diferencias y le va ganando posiciones a la moneda estadounidense en la banca mundial.
  • Ya le sucedió lo mismo en 2009, cuando el euro ganó peso como moneda de reserva en los bancos centrales.

Parece que la crisis entre Rusia y Ucrania tiene muchas más repercusiones económicas de las que se apreciaron en un primer momento, pues mientras Estados Unidos (EEUU) y la Unión Europea (UE) tienen los ojos puestos en esta zona del planeta, China festeja que su yuan ya es moneda de reserva en 40 bancos centrales de todo el mundo, según informa El Blog Salmón.

Todo parece indicar que esta cifra seguirá en aumento, como consecuencia, en gran parte, del incremento de los acuerdos comerciales que el país asiático tiene en Europa, en Hispanoamérica y en su propio continente.

Los bancos centrales de países como Austria, Noruega, Francia, Lituania, Australia, Japón, Indonesia, Corea del Sur, Tailandia, Malasia, Nepal, Pakistán, Singapur y Macao, además de la ciudad de Hong Kong, ya atesoran el yuan como moneda de reserva. Chile, Bolivia, Venezuela, Kenia, Ghana, Sudáfrica, Nigeria y Tanzania también van en este rumbo.

Y es que el dólar lleva tiempo perdiendo fuelle. En el año 2013 representaba el 33% de las reservas de divisas mundiales, sin embargo en el 2000 alcanzaba el 60% de estas. Esto pone de manifiesto la actual tendencia, en la que el yuan recorta sus diferencias con la moneda estadounidense y le va ganando posiciones en la banca mundial. The Wall Street Journal señaló el pasado mes de diciembre que en octubre el yuan elevó su cuota de mercado hasta el 8,66% en cartas de crédito, que se usan para financiar importaciones y exportaciones. Un gran incremento, pues en enero su cuota era del 1,89%. Aunque, pese a esta buena noticia, se quedó aún lejos de la del dólar (81,08%).

Pero el yuan, también conocido como renminbi, no sólo mejoró respecto al dólar, sino que también adelantó a finales del año pasado a otras divisas, como el euro o el yen. Así, se posicionó como la segunda moneda más usada en instrumentos clave de financiación del comercio.

Además el dólar no sólo ha sufrido el aumento del yuan como moneda de reserva en los bancos centrales, sino que ya le sucedió lo mismo en 2009, cuando fue el euro la divisa que ganó peso. A la pérdida de la posición del dólar como moneda de reserva a favor de otras divisas, se puede unir el hecho de que tiene una menor revalorización respecto a la moneda comunitaria europea, pues un dólar son 0,72 euros y un euro equivale a 1,38 dólares.

Cristina Martín

[email protected]