• Y el heredero tuvo que buscar su lugar al sol en la cumbre iberoamericana, en actos paralelos.
  • La Casa Real vetó la presencia de doña Letizia Ortiz Rocasolano en la Cumbre.
  • Y el Rey envió un vídeo en el que no cita a su representante.
  • RTVE repitió hasta la saciedad que don Felipe no era ni jefe de Estado ni de Gobierno.
  • En Zarzuela todavía se recuerda el anti-brindis de la Princesa de Asturias el día de la Fiesta Nacional.
  • El pulso continúa. O don Felipe mete en cintura a su esposa o no accederá al Trono.

El pulso continúa. SM el Rey de España exige a su hijo, SAR Felipe de Borbón, que controle a su esposa, doña Letizia Ortiz Rocasolano, si quiere acceder al Trono.

Parecía que la princesa se había calmado pero el brindis de la Fiesta Nacional del 12 de octubre, devolvió la tirantez al proscenio de la Casa Real. Y no es buen lugar, oiga. El Príncipe de Asturias brindó por el Rey… y su esposa ni tan siquiera acercó la copa a sus labios. Otro desplante más en un momento clave para el heredero que sustituía a su padre.

Así que el monarca convaleciente veta el viaje de la Princesa de Asturias a la Cumbre Iberoamericana de Naciones celebrada en Panamá. En el entretanto, la Casa Real continúa utilizando a RTVE para marcar distancias: la tele pública, por activa y por pasiva, repite que Felipe de Borbón no acude ni como jefe de Estado ni como jefe de Gobierno. Pero eso ya lo sabíamos, ¿verdad

Para sazonar más el guiso, el propio monarca se hace presente en la Cumbre de forma virtual, con un vídeo en el que enmarca la política española... y en el que ni cita al Príncipe heredero allí presente.

El pulso continúa: o el Príncipe controla a su esposa -en Zarzuela ya hay abogados preparando un posible divorcio- o no accederá al Trono. Así de fuerte.

El Príncipe, como es lógico, trata de salvar su matrimonio y su posición, pero se ha quedado sin margen de maniobra. Nunca las relaciones con su padre fueron tan frías y distantes. Y lo de Panamá ha sido una humillación en toda regla. Pero el Rey no cede: quiere que le pruebe que puede ser Rey de España.

Eulogio López

[email protected]