Iberdrola tendría que pagar 27,8 millones de euros a su presidente, y Telefónica 27,6 millones de euros al suyo en caso de destituirle

El diario Expansión publica este lunes los blindajes de los principales ejecutivos de las empresas el IBEX. El más blindado es el presidente del Iberdrola, Ignacio Sánchez Galán, que se embolsaría cinco anualidades en caso de que la empresa decidiera prescindir de sus servicios. El siguiente de la lista es César Alierta. El blindaje del presidente de Telefónica es de tres anualidades, más una por antigüedad.

Pero estas indemnizaciones van a sufrir una nueva fiscalidad, mucho más severa que la anterior. Así, Montoro está preparando una nueva norma que afectará fiscalmente tanto a los blindajes como a los planes de pensiones de estos directivos. De hecho, las empresas serán las que más sufran por los blindajes, mientras que la nueva fiscalidad de los planes de pensiones afectará más a los directivos.

Andrés Velázquez

[email protected]