• Podría absorberla en dos años, sin coste extra para los españoles.
  • Y el presidente de CX, José Carlos Pla, apoya la idea.
  • Y lo plantea, tras el viraje de Guindos, quien habló de la inminente venta del grupo catalán, así como del gallego NCG Banco.
  • Además, la idea de Goiri (en la imagen) es no destruir la franquicia catalana, mientras que el Santander sí quitaría el cartel.
  • Y el gesto de Goiri de invertir su sueldo en acciones de Bankia ha gustado en Economía y en el Banco de España.

Ya hemos dicho que José Carlos Pla (en la imagen), nuevo presidente de Catalunya Caixa, está medianamente harto de que se le nombre presidente de Catalunya Banc (CX) para reflotarlo y a las pocas semanas se anuncia su venta. Se suponía que tenía un plazo de 3 años para sanear la entidad y un plazo de tres meses para emitir su primer informe. Y la hoja de ruta al FROB y para decidir si necesitaba nuevos créditos europeos (CX ya ha recibido 9.000 millones en fondos públicos de todos los españoles).

jose carlos pla

Y ahora resulta que no. El ministro de Economía, Luis de Guindos, ha dicho que hay que vender de inmediato tanto el grupo gallego como el catalán. Y para andar ligeramente cabreado por la vida, de él ha partido la iniciativa de retomar la vieja de idea de una fusión en el tiempo con Bankia, o mejor, de una absorción de Catalunya Caixa, con una importantísima red en Cataluña, por Bankia, que está huérfana en región (salvo por la antigua Laietana).

Total, que le ha pedido a Goiri que resucite  la vieja idea de la fusión y éste la ha aceptado. Goiri sí tiene hilo directo con el ministro Guindos y ha solicitado que se retrase la venta de CX durante dos años. En ese momento, Bankia estará en disposición de absorber a Catalunya Banc y hacerse con una gran franquicia más que interesante en una región de fuerte dinamismo bancario.

Eso sí, Europa se niega y ese es el primer argumento del FROB. Recordemos que el MOU de la Troika no admite fusiones entre entidades nacionalizadas y con créditos blandos europeos. Pero el binomio Goiri-Pla tiene un argumento que ofrecer: Guindos ha prometido que habrá ayudas públicas, en forma de Esquema de Protección de Activos (EPA), en concreto de entre 1.000 y 3.000 millones de euros por cabeza, para quien compre NCG Banco o Catalunya Banc (CX). Es decir, que el modelo Goiri resultaría un procedimiento más barato para los españoles que la subasta con EPA.

Y la opción Goiri tiene peso por venir de Goiri, pues nadie discute en la Administración española su capacidad de gestión y su labor en Bankia. Ni en Madrid ni en Bruselas. Incluso el detalle de haber dedicado su sueldo de un año a comprar acciones de Bankia ha sido aplaudido en Economía. Ahora veremos si Guindos le hace caso.

Eulogio López

[email protected]