Los islamistas amenazan con matar a una decena de rehenes ante el avance del Ejército y los israelíes en NairobiEn Kenia, el yihadismo ha mostrado una vez más su auténtica cara. Milicianos del grupo islamista somalí  Al Shabaab asaltaron el pasado sábado el centro comercial Westgate en Nairobi, dejando a su paso 69 muertos y otras 63 personas a las que se da como desaparecidas.

El jefe de la Policía de Kenia, Daniel Kimaiyo, ha anunciado este lunes que las fuerzas de seguridad han conseguido rescatar a nuevos rehenes y están cerrando el cerco a los yihadistas.

Por su parte, el grupo islamista Al Shabab, atrincherado en el centro comercial Westgate de Nairobi desde el pasado sábado, ha amenazado con matar a los entre 10 y 15  rehenes que siguen atrapados si las Fuerzas de Seguridad emplean la violencia para entrar en el edificio. "Los israelíes y las fuerzas kenianas han tratado de entrar en Westgate por la fuerza (...), los combatientes matarán a los rehenes si los enemigos usan la fuerza", ha selañado en la página web del movimiento el portavoz Sheikh Ali Mohamud Rage.

Asesores israelíes están ayudando al Gobierno keniano a elaborar la estrategia para acabar con el asedio, según ha admitido una fuente de seguridad israelí.

Pero otra vez el yihadismo deja a su paso un rastro de muerte y destrucción.

Andrés Velázquez

[email protected]