• En otras palabras, unos resultados flojos en el primer trimestre, continuidad de los flojos resultados de 2012.
  • La cuenta de resultados en 2013 se sigue financiando con ventas de participadas, sobre todo en Hispanoamérica.
  • ¿Cuánto tiempo puede mantenerse un banco con un margen neto a la baja
  • La única parte positiva: mejora el negocio en España.
  • Sí, la liquidez va mejor por la colocación de títulos en los mercados. Pero eso es lo propio de un banco, ¿verdad

Esta es la frase que se repite continuamente en la presentación de cuentas del BBVA, correspondientes al primer trimestre de este ejercicio 2013.

Esto es como las calificaciones que se pusieron de moda en los nuevos planes de enseñanza y que acabaron con los 10 y 0, pues así, en términos generales, y si hacemos caso a su beneficio después de impuestos, que ha crecido en 768 millones de euros (1.941 en 2013 frente a los 1.173 del mismo periodo de 2012), la calificación global sería "Progresa adecuadamente".

Otra cosa son las calificaciones por asignaturas. En la de "negocio", su calificación ha de ser "Necesita mejorar" pues su margen neto ha sido ligeramente inferior al del 2012. Después de dos días de publicación de datos de entidades financieras, esto empieza a ser norma y confirma la tendencia del cierre del pasado ejercicio donde las cuentas se salvaron por los pelos con la realización de activos.

Esta vez el "empujón" ha venido de la venta de la administradora de fondos en Hispanoamérica Afore Bancomer, junto con un contrato de reaseguro del 90% de su cartera de vida-riesgo con Scor Global Life.

Con esta inyección parece se ha podido salvar el mal resultado del negocio y el impacto de los 1.376 millones de pérdidas por deterioros de los activos financieros.

Aviso, en la cola de desinversiones ya están situadas las gestoras de fondos AFP en Chile, Colombia y Perú, que irán cayendo a lo largo del ejercicio si no se ve más luz en el horizonte económico.

El negocio en España de BBVA se ha mantenido en la línea del resto del grupo, con 199 millones de euros más de beneficio neto que en el 2012, pero igualmente manteniéndose con atípicos.

BBVA "también está bien de liquidez", aunque sea gracias a las colocaciones de 4.500 millones de euros en emisiones de deuda, pero tanta insistencia en remarcar algo que ha de ser intrínseco al negocio bancario, me continúa "mosqueando".

Rodrigo de Silos

[email protected]