Además, el portavoz popular ha mostrado su preocupación por la no renovación del TC y no ha querido valorar los candidatos a presidirlo

El portavoz del PP en el Congreso de los Diputados, Alfonso Alonso, ha eludido defender a Carlos Dívar, como ya hizo Soraya Sáenz de Santamaría al ser preguntada sobre el juez en la rueda de prensa celebrada tras el Consejo de Ministros del pasado 25 de mayo. No en vano, Alonso se definió como un "Sorayo" en el desayuno del Foro de la Nueva Economía celebrado este martes en Madrid. El portavoz popular ha llegado incluso un poco más lejos que la vicepresidenta del Gobierno al hablar de un hombre al que los propios miembros del Consejo General del Poder Judicial exculparon al no encontrar indicios de delito cuando sólo cuatro de ellos votaron a favor de su dimisión, y siete exigieron que dimitiera el denunciante, Gómez Benítez. "Me gustaría ser exquisito en cuanto a la capacidad de los jueces de gobernarse a sí mismos", ha manifestado Alonso, que ha añadido que son ellos lo que deben "asumir y depurar su propias responsabilidades en el seno del Consejo, que es donde tienen que hacerlo, y no en el Parlamento".

Dívar, católico practicante, ha declarado que tiene la conciencia muy tranquila, pero tal vez, en su fuero interno eche de menos un cierto apoyo por parte de algún miembro del Partido Popular. Este martes, el Congreso ha decidido que Dívar, que fue nombrado por Zapatero a instancias de la entonces vicepresidenta Fernández de la Vega, no tendrá que explicar sus viajes a Marbella, como habían solicitado el Grupo Socialista e Izquierda Plural, pero sí lo hará el Fiscal General del Estado, Eduardo Torres Dulce.

Alonso también ha mostrado su confianza en que el PP y el PSOE sean capaces de llegar a un acuerdo para la renovación del Tribunal Constitucional antes de que finalice junio, y ha intentado desvincular este asunto de la polémica surgida tras la designación por parte de González Echenique para presidir RTVE. En su opinión, Mariano Rajoy y Rubalcaba "abrieron un espacio para que se pueda acordar la renovación de órganos constitucionales". Ha señalado que los portavoces parlamentarios se preocuparon ante la carta que envió el presidente del TV instándoles a la renovación del Tribunal: "No es defendible que se siga en una situación de interinidad y no se hayan renovado las vacantes", ha afirmado. En cuanto a los nombres que suenan como candidatos a presidir el tribunal, ha indicado: "No voy a entrar en el juego de las quinielas…he estado harto de oír nombres para el nombramiento de la tele y nadie ha acertado". De sus palabras se puede deducir que ya conoce el nombre del candidato idóneo.

Sara Olivo

[email protected]