El presidente de la entidad volvió a reiterar este jueves que la entidad no necesitará acudir al rescate bancario

Las agencias de calificación continúan haciendo de las suyas. Esta vez le ha tocado el turno al Banco Popular, que ha visto cómo Fitch le ha rebajado la calificación desde 'BBB-' hasta 'BB ', es decir, al conocido como 'bono basura'.

Pero la cuestión no es tanto la rebaja como las explicaciones de la misma. Por un lado, en su informe la agencia afirma que esta nueva calificación se debe a la "creciente inquietud" por su rentabilidad y posición de capital. Sin embargo, en otro momento del texto, Fitch argumenta la bajada a 'bono basura' por la prolongada recesión en España y la crisis inmobiliaria en general.

Y para terminar la 'agenciada', Fitch afirma que el Popular es una 'marca sólida', que ha sido capaz de realizar todas las provisiones gracias a la generación de beneficios y sin ayudas públicas.

Pablo Ferrer

[email protected]