La sentencia rechaza íntegramente la demanda de Florentino Pérez y asegura que son competidores en Renovables y en Ingeniería

 

Y el 31 de Nero, Natixis entregará los contratos de derivados. No obstante, la constructora consolidará su 20% por puesta en equivalencia.

Duro varapalo. El juzgado bilbaíno desestima la demanda de la constructora ACS, a quien Iberdrola le niega un puesto en el Consejo de Administración. En la pasada Junta de Accionistas. Lo desestima en su integridad pero, sobre todo, conviene destacar que el juez acoge el argumento principal de Ignacio Galán, siempre negado por Florentino Pérez: que ambas empresas sn competidores. Compiten en renovables y en ingeniería, así como en otros aspectos, competencia que la sentencia define en términos cualitativos y cuantitativos. En otras palabras, que ACS no tendrá acceso al Consejo. Es más, cuando entre en vigor la famosa enmienda Florentino el argumento de la competitividad entre ambas firmas continuará vigente.

Y ojo, porque la batalla jurídica no ha concluido. El lunes 31 el banco francés Natixis tendrá que enseñarle al juez los contratos de derivados con ACS, demandados por Iberdrola.  Es una de las claves de la batalla por la eléctrica.

Eso sí, fuentes de ACS aseguran a Hispanidad que, independientemente de la gresca en los tribunales, con un 20% del capital se puede consolidar por puesta en equivalencia, aunque no tenga consejeros. Y es cierto, la norma internacional de contabilidad NIC-28 así le autoriza. Así, ACS podrá integrar en su balance el 20% de Iberdrola a valor teórico-contable. Considerando que tiene minusvalías, se trata de una ayuda... que le permitirá aumentar su apalancamiento para continuar en la brega por Iberdrola.

Mariam Prat

[email protected]