• Los sindicatos de tierra han elegido los días que pueden hacer más daño, en víspera de Navidad.
  • Curioso: los pilotos del SEPLA no pararán… aunque tampoco pueden volar si el resto del personal secunda la huelga.
  • Con pérdidas de un millón de euros diarios, que podrían multiplicarse por los paros, la caja de la compañía no puede aguantar.
  • La fecha límite sigue siendo, por el momento, el 31 de enero.

Nueva huelga de Iberia, y otra vez en fechas clave para los usuarios. A pesar de ello, la compañía dirigida por Antonio Vázquez (en la imagen), ha decidido seguir negociando las condiciones del plan de reestructuración de la aerolínea. Pero esta vez han sido los sindicatos de tierra los que han convocados paros para los días 14, 17, 18, 19, 20 y 21 de diciembre.

Los pilotos del SEPLA, en este caso, no han levantado la mano y no participarán de los paros. También es cierto que no pueden volar sin contar con el resto de trabajadores. Vamos, que no les quedará más remedio que quedarse en casa.

Sin duda, la aerolínea atraviesa por un momento muy complicado, y es que con pérdidas de un millón de euros al día, que podría multiplicarse por los paros -cada jornada de huelga del SEPLA costó 3 millones de euros- la caja de la aerolínea no puede aguantar. Y no podrá aguantar más allá del 31 de enero, que sigue siendo la fecha límite.

Miriam Prat
[email protected]