El adolescente, ingresado en un hospital de Lahore, lucha entre la vida y la muerte Nueva salvajada anticristiana en Pakistán. Un chico cristiano de 14 años, llamado Nauman Masih, ha sido quemado vivo por algunos jóvenes musulmanes. El adolescente ahora está ingresado en un hospital de Lahore, donde lucha entre la vida y la muerte, con quemaduras graves por todo el cuerpo, informa Fides. El episodio ocurrió el viernes 10 de abril, cuando unos jóvenes musulmanes que se estaban dirigiendo a la mezquita se encontraron con Nauman por la calle. Lo pararon, y al saber que era de religión cristiana, le golpearon, rociaron con gasolina y dieron fuego, dándose a la fuga después. La policía ha registrado una denuncia contra los agresores. Nauman ha declarado al comandante de la policía que "los jóvenes que me han agredido eran unos perfectos desconocidos para mí. Comenzaron a pegarme al saber que soy cristiano. Trate de escapar pero me persiguieron y me rociaron con la gasolina". El joven se tiró a un montón de arena, y algunas personas que pasaban le ayudaron a apagar el fuego que cubría su cuerpo, llamando inmediatamente a una ambulancia. "Condenamos con firmeza este grave episodio de odio religioso. Hemos enviado de inmediato un informe al primer ministro del Punjab, Shahbaz Sharif", ha indicado Sardar Mushtaq Gill, abogado cristiano y defensor de los derechos humanos. En un comunicado, el director de la Ong CLAAS (Center for Legal Aid Assistance and Settlement), Nasir Saeed, ha denunciado que "vivimos en una situación deplorable. El odio contra los cristianos ha alcanzado un nivel realmente peligroso visto que un inocente cristiano puede ser quemado vivo por extremistas islámicos sin ningún motivo. Los cristianos en Pakistán viven bajo constante miedo por la propia vida, a pesar de lo que había asegurado el primer ministro Nawaz Sharif". José Ángel Gutiérrez [email protected]