Todo ello en el tercer trimestre del año. El número de ejecuciones hipotecarias sobre viviendas habituales se situó en 1.584 en el tercer trimestre, cifra un 43,2% inferior a la del trimestre anterior y un 59,8% por debajo de la del mismo periodo de 2016, según el Instituto Nacional de Estadística (INE). En el tercer trimestre se iniciaron 9.025 ejecuciones hipotecarias, un 33,7% menos que en el trimestre anterior y un 38,4% menos en tasa interanual. De ellas, 7.783 afectaron a fincas urbanas (donde se incluyen las viviendas) y 1.242 a fincas rústicas. Las ejecuciones hipotecarias sobre fincas urbanas disminuyeron un 39,5% en relación al trimestre anterior y un 44,4% respecto al tercer trimestre de 2016. Dentro de las fincas urbanas, 4.676 ejecuciones correspondieron a viviendas, un 32,6% menos en tasa intertrimestral y un 41,1% en términos interanuales, y de ellas 2.071 eran ejecuciones sobre viviendas de personas físicas, un 43,3% menos que en el trimestre anterior (-58,6% interanual). Por su parte, las ejecuciones hipotecarias sobre viviendas de personas jurídicas totalizaron 2.605 entre julio y septiembre, un 11,3% menos que en el mismo periodo de 2016. Andrés Velázquez [email protected]