España se sitúa como el segundo país con mayor número de tarjetas Visa de toda Europa. A Visa no le fue mal en los primeros nueve meses de su ejercicio fiscal, pues ganó 4.559 millones de dólares, un 12 % más que en el mismo período del año pasado. Lo que demuestra que la tarjeta de crédito aún es más fuerte que el móvil, aunque lo más probable es que este último se acabe imponiendo como modelo de pago. Los ingresos acumulados en los primeros nueve meses de su ejercicio fiscal fueron de 13.503 millones de dólares, frente a los 10.821 millones del mismo período del año pasado. En términos trimestrales, Visa tuvo unos beneficios netos de 2.059 millones de dólares, frente a la ganancia neta de 412 millones del mismo trimestre del año pasado. La primera tarjeta Visa en España fue emitida en 1978 por el Banco Bilbao, otorgándole el número 0001 a Carlos Donis de León. Desde entonces su número ha crecido hasta sobrepasar los 40 millones (a diciembre de 2005). Con esta cifra, España se sitúa como el segundo país con mayor número de tarjetas Visa de toda Europa, tras el Reino Unido (90 millones) y por delante de Turquía y Francia (35 y 28 millones respectivamente). Andrés Velázquez [email protected]