El pedido se suma a los 150 encargados en 2013 por la misma compañía de Abu Dhabi. Boeing se frota las manos en el Golfo Pérsico, pues acaba de lograr un pedido de otros 40 aviones (modelo 787-10 Dreamliner) por 13.000 millones de euros, que recibirán a partir de 2022. La compradora es la aerolínea Emirates, que ya encargó otros 150 aviones (modelo 777) en 2013, los cuales llegarán a partir de 2020. Una buena noticia para el gigante aeronáutico estadounidense en su pugna mundial con Airbus. Asimismo, el movimiento de la aerolínea emiratí para renovar y ampliar su flota ante sus planes de expansión refleja cómo las aerolíneas del Golfo y las asiáticas son las verdaderas competidoras de IAG (British Airways, Iberia…) y Lufthansa, entre otras, en el sector aéreo. Cristina Martín [email protected]