El aumento del empleo y de las hipotecas impulsan las ventas de vivienda y su precio. En el primer semestre se ha confirmado la recuperación parcial del sector inmobiliario: los precios de los pisos han subido una media del 5,1% y las operaciones de compraventa se han incrementado más del 18%. Según explica Eduardo Molet, consultor inmobiliario de entidades financieras españolas y extranjeras y fundador de Red Expertos Inmobiliarios y del instituto de formación inmobiliaria IFEM, a finales de año la subida de precios podría alcanzar el 12%. Detrás de estas subidas estarían las hipotecas y la bajada del paro: los bancos conceden más créditos a las familias para recuperarse de su mala situación en algunos mercados internacionales. Andrés Velázquez andr[email protected]