lunes, 11 diciembre 2017 Número de edición: 5320
Inicio > Enormes minucias > Opus Dei. ¡Viva la libertad!… y ¡viva la coherencia!

Opus Dei. ¡Viva la libertad!… y ¡viva la coherencia!

Opus Dei. ¡Viva la libertad!… y  ¡viva la coherencia!
  • En algo sí tiene razón el nuevo portavoz del Opus Dei, Jesús Juan Pardo: un cristiano no puede estar ni en Amaiur ni en el PP.
  • ¿O quería decir que podía estar en ambos en nombre de la libertad?
  • Un católico actual no puede votar a la izquierda por venir de donde viene y por su presente (la izquierda, no el católico).
  • Tampoco puede votar a la derecha por ir hacia donde va… y por su presente.
  • Ninguno de los cuatro grandes partidos españoles cumple con los principios no negociables.
  • Así que votar en blanco o votar para no ganar…
  • Y sobre todo, cambiar la sociedad. La política cambiará por sí sola.

Muy comentada la entrevista de El Mundo con el nuevo portavoz del Opus Dei en España, Jesús Juan Pardo. Asegura que la Obra no es de derechas (en eso tiene razón) y puestos a presumir, se refirió al diputado abertzale, Rafael Larreina, miembro del Opus Dei y al pluralismo político: asegura que tiene gente de Amaiur, formado por Eusko Alkartasuna y por grupos proetarras. Vamos, que no son sólo del PP.

Y todo esto dentro del aura de libertad de los miembros de la Obra para operar en política. Insisto, aura que es cierta en la Obra. A ningún miembro se le dice a qué partido debe afiliarse.

Ahora bien, la libertad no puede divorciarse de la coherencia. El cristiano, sea miembro del Opus Dei o no, es libre… para ser coherente. Entre otras cosas porque es la verdad la que os hace libres (Jesucristo) y no la libertad la que os hace verdaderos (Zapatero).

La libertad es la respuesta a la pregunta ¿qué se puede hacer? La verdad responde a la pregunta ¿qué se debe hacer? Coherencia es la respuesta a la pregunta ¿debo tender a la verdad o a mi conveniencia?

Y todo esto, traducido al momento presente, significa que ninguno de los cuatro grandes partidos españoles (PP, PSOE, Podemos y Ciudadanos) cumple los principios no negociables para un cristiano, que concretara el Papa Benedicto XVI. Ninguno: ni PP, ni PSOE, ni Podemos, ni Ciudadanos.

Así que toca votar en blanco o votar para no ganar… Y sobre todo, cambiar la sociedad. La política cambiará por sí sola cuando cambien las personas.

Pero, en cualquier caso, lo de la libertad sin coherencia no sirve. Eso ni es del Opus, Dei, ni es de la Iglesia, ni es de lógica, ni pertenece al sentido común.

Un cristiano no puede estar ni en Amaiur ni en el PP, ni en la izquierda ni en la derecha. En la izquierda, por su origen, que viene del marxismo y en él continúa, y por su momento actual; en la derecha, por su objetivo -camina hacia una derecha pagana, tanto el PP como C’s- y por su presente.

Eulogio López

eulogio@hispanidad.com