jueves, 22 febrero 2018 Número de edición: 5373
Inicio > Confidencial > Mediapro. Al final, los socios de Roures se marchan, pero este se queda y seguirá mandando

Mediapro. Al final, los socios de Roures se marchan, pero este se queda y seguirá mandando

Mediapro. Al final, los socios de Roures se marchan, pero este se queda y seguirá mandando
  • Abelló, Televisa y uno de los fundadores de la productora, Gerard Romy, llevaban tiempo queriendo irse…
  • Llegan los chinos de Orient Hontai Capital: compran el 53,5% y se convierten en el principal accionista.
  • Todo gracias a una oferta de entre 800 y 900 millones, aunque sin asumir la gestión.
  • El resto del capital se queda en manos de: Roures (12%), Tatxo Benet (12%) y la multinacional publicitaria WPP (22,5%).

En Mediapro se confirma el cierre de la extraña venta conocida hace unos meses. Al final, los socios de Jaume Roures (en la imagen) se machan, pero este se queda y seguirá mandando.

El grupo de la familia Abelló, Torreal; los mexicanos de Televisa y uno de los fundadores de Mediapro, Gerard Romy, llevaban tiempo queriendo irse… y ahora lo logran. En concreto, venden sus respectivas participaciones (22,5%, 19% y 12%) al fondo de inversión Orient Hontai Capital.

Los chinos han sellado ante notario la compra del 53,5% de Mediapro después de seis meses de duras negociaciones y cuatro esperando la autorización de los reguladores chinos, según El Español.

Con dicho porcentaje, Orient Hontai Capital se convierte en el principal accionista, gracias a la oferta que ha puesto encima de la mesa (entre 800 y 900 millones de euros), aunque no asumirá la gestión. Esta seguirá en manos de Roures.

El resto del capital (46,5%) se queda en manos de: Roures (12%), Tatxo Benet (12%) y la multinacional publicitaria británica WPP (22,5%).

Y todo esto sucede en vísperas de que La Liga abra el concurso para adjudicar los derechos del fútbol de las tres próximas temporadas. Un tema donde Mediapro podría tener que competir con Amazon, Facebook y Netflix, pues estas tres gigantes de Internet pujan por hacerse con los derechos de la Premier League.

Cristina Martín

cristina@hispanidad.com