miércoles, 13 diciembre 2017 Número de edición: 5322
Inicio > Enormes minucias > El Supremo preludia que todas las hipotecas multidivisa son nulas

El Supremo preludia que todas las hipotecas multidivisa son nulas

El Supremo preludia que todas las hipotecas multidivisa son nulas
  • La sentencia del miércoles contra Caixabank repite el mismo escenario de las cláusulas suelo.
  • Y el mismo escenario que se prevé para los gastos de hipotecas.
  • ¡Pero qué poca cultura financiera hay en España!

Se habla de unos 70.000 afectados y de un impacto en la banca que podría rondar los 1.200 millones de euros. De momento, hay unos 6.000 procesos judiciales abiertos contra los bancos por comercializar hipotecas en yenes, francos suizos y otras divisas extranjeras.

Efectivamente, no son las cifras de las preferentes ni de las cláusulas suelo, pero el impacto final de los créditos multidivisa puede ser importante, también en cuanto a la reputación del sector.

De momento, tranquilidad en los bancos, incluso en los más expuestos: Bankinter -concentra el 50% de los casos, según Asufin-, Popular (ahora Santander) -tiene el 10%- y Barclays (Caixabank), con el 8%.

Según las entidades, la sentencia del Tribunal Supremo que hemos conocido esta semana sólo se refiere a un caso concreto -Barclays- y no es extensible al resto de hipotecas. Si alguien cree que su crédito multidivisa es nulo, que vaya a los tribunales y ahí lo pelearemos. Esa es la actitud de las entidades.

Ahora bien, lo cierto es que se está repitiendo el mismo escenario de las cláusulas suelo y el mismo que se prevé para los gastos de hipotecas. Es decir, cada tribunal sentencia lo que estima más justo en cada caso hasta que llega el Supremo y, con su sentencia, unifica los criterios.

En este caso, además, el argumento del TC no parece exclusivo de un solo caso. Al contrario, todo hace pensar que es extensible a la totalidad de los casos o, al menos, a la mayoría de ellos.

Dice el Supremo: “Aunque el consumidor medio asume que las cuotas pueden subir, no asume que el capital pendiente de amortizar también pueda subir pudiendo ocurrir que tras años pagando las cuotas el capital pendiente sea superior al inicialmente prestado”.

¡Pero qué poca cultura financiera hay en España!

Pablo Ferrer
pablo@hispanidad.com