• Solemne declaración presidencial… pero continúa con la brigada Aranzadi.
  • El Gobierno hace hincapié en la importancia de haber dotado con nuevos poderes ejecutivos al TC.
  • Pedro Sánchez y Albert Rivera apoyan a Rajoy. Con Pablo Iglesias no se ha contado.
  • Mucho me temo que los independentistas seguirán crecidos hasta que sus líderes comiencen a entrar en prisión.
Ya lo dijo el vasco. "Haser y no desir". Pues con la declaración institucional de Mariano Rajoy (en la imagen) sobre Cataluña, puesta en escena en La Moncloa, seguimos en 'desir' mucho y 'haser' poco. Eso sí, la puesta en escena ha resultado impresionante. Rajoy se ha dado cuenta de que puede perder las elecciones -de hecho es la variable más probable de todas- y entonces se ha lanzado a realizar declaraciones, entrevistas y en breve le vemos en alguna tertulia. Pues bien, Rajoy leyó su declaración sobre Cataluña, más bien contra la Generalitat y el parlamento de Cataluña, y la introdujo con una de las grandes mentiras de Gómez de La Serna. "Seré breve". La verdad es que lo fue, pues sólo admitió una pregunta. La declaración es como el aforismo del vasco: "Hay que 'haser' y no 'desir'". Esto es: dos grupos del Parlamento catalán (Juntos por el Sí y la CUP) amenazan con lanzar una declaración unilateral de independencia pero sin lanzarla y, además, como mera declaración política. Muy valientes los chicos, porque saben que ante eso los abogados del Estado no tienen mucho delito donde morder. Digamos que tiran la piedra y esconden la mano. Todo ello mientras se desarrollaba la gran operación policial contra la corrupción en el nacionalismo catalán. Entonces va el Gobierno de la nación, más despistado que un pulpo en un garaje, ya segura que utilizará todos los instrumentos a su alcance para frenar cualquier declaración de independencia de Cataluña. Sólo le faltó añadir aquello de utilizar todos los instrumentos a mi alcance "incluidos los legales". Más bien los únicos. En definitiva, cuando Rajoy terminó de hablar sus acompañantes insistían en la importancia de que, a final de legislatura, el Tribunal Constitucional se haya dado poder para que sus sentencias se cumplan (al parecer, hasta ahora no se cumplían). ¿Puede hacer más el Gobierno de Madrid? Sí. Pudo hacerlo dos años atrás y puede hacerlo ahora. Dos años atrás pudo detener toda esa marea de narcicismo independentistas con un acuerdo fiscal. Ahora, cuando ningún diálogo es posible porque el Narciso de Artur Mas ha enloquecido de eso, de narcisismo, puede hacer algo más que lanzar a la 'Brigada Aranzadi' y denunciar ante la Fiscalía las muchas ilegalidades cometidas por Artur Mas y demás compañeros narcisos. Porque los independentistas seguirán crecidos, no nos engañemos, hasta que sus líderes comiencen a entrar en prisión. Por cierto, según Moncloa, se avisó de esta declaración a Pedro Sánchez y a Albert Rivera, no así a Pablo Iglesias. Y, al parecer, están de acuerdo. Me los imagino bostezado en sus despachos. El uno pensado en la España federal, que gusta a los secesionistas menos que la España actual; el otro, en sus próximos y radiantes éxitos como modelo de hombre moderno, departiendo con doña Regeneración. Eulogio López [email protected]