• En 2015, vendió en 2015 un 2,4% más de coches, por encima de los 400.000, listón que no superaba desde hace ocho años.
  • Las ventas aumentan por tercer año consecutivo y el objetivo no ha cambiado: dejar atrás las pérdidas y alcanzar el breakeven.
  • La fábrica de Martorell se acerca al máximo de producción: el aumento ha sido del 8%, hasta 477.000, gracias a Q3 de Audi.
  • La revisión en taller de los 180.000 afectados por las emisiones en España comienza en marzo. Dura entre media hora y una hora.
El presidente de Seat, el italiano Luca de Meo, ha aprovechado su presencia, este martes, en la cuarta edición de los Encuentro Seat, para confirmar que el futuro de la marca es prometedor. Le ha impactado el escándalo de las emisiones del grupo, pero en menor medida que a Volkswagen y su situación, en cualquier caso, está a años luz de los quebraderos de la cabeza en la matriz.  (En la imagen, Luca de Meo, entre Ramón Paredes, vicepresidente de Relaciones Institucionales, y Joaquín Serra, director de Calidad de la marca). La mejor confirmación de que la empresa va bien son las cifras de 2015, ha asegurado, aunque más importante es que está funcionando la estrategia de marca para apuntalarla en nuevos segmentos del mercado. El paso del Ibiza al León, en ese sentido, ha sido la mejor opción para entrar en la gama media y a partir de ahí, el tiempo dirá. La intención de Luca de Meo, como la de su anterior en el cargo, Jürgen Stackman, es dejar atrás las perdidas y alcanzar el breakeven. "No se me ocurre un mercado automovilístico en el que no sea líder una marca local", ha dicho, confirmando sus intenciones de devolver a Seat "el protagonismo que merece" en la industria española. Recuerden que Seat vende menos que Volkswagen en su mercado natural. Y a partir de ahí, encajan mejor las cifras, también importantes, tanto para la marca como la planta catalana de Martorell. Seat vendió en 2015 algo más de 400.000 unidades, un 2,4% más que en 2014 (390.500).  Es el tercer año consecutivo de aumentos y la primera vez que supera esa barrera en ocho años, que sitúa a la marca en los niveles previos a la crisis. Una vez más, ha explicado, el principal aliado ha sido el mercado alemán, con unas ventas de 90.000 unidades, una prueba de la calidad y fiabilidad que perciben en esos modelos. "Es como vender Domino's Pizza en Nápoles", ha dicho en tono de broma. Pero el objetivo, ha añadido, "es estrechar el vacío entre la realidad y la percepción que se tiene de la marca Seat" para ganar en cuota en los distintos países. Las cifras son buenas también respecto a la planta de Martorell. Ahí se han producido en 2015, en concreto, 477.000 vehículos, el mayor número de los últimos 14 años. La fábrica se acerca ya al máximo de producción, según De Meo. El aumento es del 8% respecto a 2014 y del 58% abriendo la comparativa a ocho años. La explicación está en la elevada demanda del modelo Q3 de Audi, el único modelo premium que se ensambla en nuestro país. Esas cifras podrán mejorar en el futuro, teniendo en cuenta que en 2015 no ha habido nuevos lanzamientos y en 2016 llegará al mercado tres nuevos modelos, entre ellos el SUV de Seat, cuyo nombre no se ha comunicado todavía. Ese SUV será el tercer pilar de la filial española, con el León, que ya es el que más vende, y el Ibiza. No han faltado las alusiones a la crisis generada por el fraude en las emisiones de gases. A este respecto, Lucas de Meo, ha preferido quedarse con la parte más positiva: "Esta crisis debe ser una oportunidad para ser mejor en el futuro". El grupo ya tiene las soluciones técnicas, aprobadas por las autoridades, y que se irán presentando este año. Pasos concretos. Las revisiones de taller de los coches de Seat afectados por el trucaje en los motores comenzarán en marzo. Y el arreglo, que afecta a 180.000 vehículos en España, durará una hora, si hay que sustituir componentes físicos, y media hora, si sólo afecta al software. Al margen de esos datos, Seat ha equipado en total 700.000 vehículos en todo el mundo con los motores diésel afectados de Volkswagen. Rafael Esparza [email protected]