• Y resulta que ATLL está en entredicho.
  • Las dos palas esenciales del negocio, construcción y energía, están en caída libre.
  • Y la deuda aumenta un 4,5%, hasta los 5.396 millones de euros.
  • Los Entrecanales fuerzan el beneficio para cobrar más dividendo.
  • Ahora hay que ver cómo funciona su gran operación de Nordex.
La actividad de Acciona durante el primer trimestre del año se resume así: bajan Energía y Construcción, y sube Agua. Es más, la facturación de las dos primeras áreas cae con fuerza (Energía un 10,6% y Construcción un 20,3%), mientras que la de Agua sube un 83,8%, gracias a Aigües Ter-Llobregat (ATLL), que consolida desde que Acciona compró el 37% que el banco brasileño BTG Pactual tenía del negocio. Ahora bien, resulta que ATLL está en entredicho o, mejor, en los tribunales, desde que la Generalitat le otorgara la concesión a Acciona y no a Agbar, una decisión que los tribunales ya han echado abajo y ahora está pendiente del Tribunal Supremo. En cualquier caso, Energía y Construcción siguen siendo los motores de Acciona, ya que facturaron 573 millones y 427 millones respectivamente. Al final, los ingresos de Acciona durante el primer trimestre han caído un 7,2%, hasta los 1.418 millones. En la nota remitida este jueves a la CNMV, el grupo argumenta que el descenso del 10,6% en Energía se debe a la caída de los precios de la electricidad en España y al descenso de la actividad de generación en el mercado internacional. El desplome en Construcción (-20,3%) se debe, como se pueden imaginar, a la menor actividad en España. A todo esto, la deuda financiera bruta aumenta un 5,8% y se sitúa en 7.438 millones. De esos, el 37% es deuda con recurso, que sube un 34%, hasta los 2.767 millones, y el 63% restante corresponde a deuda sin recurso, que aumenta un 63%, hasta los 4.671 millones. Por su parte, la deuda financiera neta sube un 4,6% y se sitúa en los 5.396 millones de euros, algo superior a la deuda registrada en marzo de 2015. La compañía justifica este crecimiento argumentando que la mayoría de las inversiones del ejercicio se han realizado durante este periodo, así que no hay que esperar inversiones significativas en lo que queda de 2016. A 31 de marzo, el beneficio de Acciona fue de 60 millones de euros, un 20% más que el de un año antes, gracias a extraordinarios y a pesar de la caída del Ebitda (-1%) y de los ingresos menguantes de las principales áreas de negocio. Y es que a los Entrecanales les interesa forzar el beneficio para cobrar más dividendo. No olviden que la familia controla el 55,73% del capital del grupo. El segundo trimestre estará marcado por la mega operación Nordex, que no ha entrado en las cuentas presentadas ahora porque se cerró en la primera semana de abril. Pablo Ferrer [email protected]