• Lo que sí habrá es un aluvión de demandas, tanto de concesionarias y constructoras como de la banca extranjera.
  • Tras el plante de la banca y el órdago de la ministra, será el juez el que determine cuándo termina el plazo de la negociación.
  • Y estamos en año electoral.

Tal como adelantamos en Hispanidad, la banca española se plantó ante la ministra de Fomento. Lo hizo por carta, en vísperas de Nochebuena. Las entidades no están dispuestas a comprar los créditos de la banca extranjera en las condiciones propuestas por el departamento de Ana Pastor (en la imagen).

Y este lunes, la ministra ha contestado desde Canarias: "Se está trabajando, ya hace casi año y medio, con las empresas concesionarias y los bancos, para hacer una quita del 50% y poder gestionar las autopistas", ha señalado. Pero la ministra sabe que los bancos no darán su brazo a torcer, entre otras cosas porque si lo hacen, tendrán que realizar provisiones adicionales, y no está el horno para bollos.

Aún así, Pastor insiste en su postura y en no modificar los términos iniciales de la negociación. Por eso, insiste: "No hay ninguna novedad. El Gobierno sigue diciendo lo que lleva diciendo año y medio, y es que en un proceso en el que hay autopistas en quiebra, aquí no hay un rescate, nunca lo va a haber, nunca los españoles van a poner un euro para rescatar autopistas", ha explicado.

Como se ve, el proceso está paralizado tras el plante de la banca y el órdago de la ministra. Así las cosas, todo queda en manos del Juzgado de lo Mercantil número 6 de Madrid, que aún no ha fijado un plazo límite para el acuerdo. Es decir, si no establece una fecha, la situación actual -esto es, sin solución- podría durar otro año y medio, o más. Y recuerden: estamos en año electoral.

Pablo Ferrer

[email protected]