• Irak: representantes cristianos e islámicos visitan el cementerio cristiano profanado en Kirkuk.
  • El cementerio fue objeto, el pasado 23 de diciembre, de una profanación vandálica, con daños a varias tumbas y lápidas funerarias.
Continúa la persecución a los cristianos en el mundo. En Pakistán, en la localidad de Bath, entre Multan y Lahore, la capilla de la congregación cristiana protestante de la "Iglesia Apostólica" fue incendiada en la noche entre el 6 y 7 enero, según fuentes locales de Fides. El Pastor Zulfiqar, que dirige la comunidad, ha presentado una denuncia ante la policía contra personas desconocidas. También ha informado a los agentes de una disputa ocurrida con anterioridad, por motivo de los altavoces de la iglesia por los que se realizaban oraciones e himnos sagrados: un grupo de musulmanes había pedido que se apagasen durante la oración islámica. Los cristianos locales han declarado que están convencidos de la correlación entre la controversia y la destrucción de la iglesia, pero por ahora no hay evidencias en este sentido y la policía está investigando. Mientras eso ocurría en Pakistán, en Irak, una delegación compuesta por representantes cristianos y musulmanes ha visitado este domingo 10 de enero, el cementerio cristiano de Kirkuk, que fue objeto, el pasado 23 de diciembre, de una profanación vandálica, con daños a varias tumbas y lápidas funerarias. En la han tomado parte Mons. Yousif Thoma Mirkis OP, Arzobispo caldeo de Kirkuk, algunos sacerdotes y también algunos representantes de la Liga caldea, informa Fides. Al menos, como signo de solidaridad con la comunidad cristiana local, que ha sido golpeada varias veces con actos intimidatorios, no han querido faltar los representantes de la comunidad islámica, entre ellos el jeque Ahmad Hamid Amin, imán de una mezquita principal en Kirkuk. Todos los que han intervenido han condenado la profanación como un acto dirigido a fomentar sectarismos y sabotear la coexistencia pacífica entre las diferentes componentes étnicas y religiosas de la población de la ciudad. José Ángel Gutiérrez [email protected]