• El 'banco malo' acelera la actividad comercial y aumenta la venta de inmuebles un 70%.
  • Hablamos de facturación y no de beneficio.
  • Porque en 2016 vendió un 25% más de inmuebles e ingresó un 1% más, pero multiplicó las pérdidas por seis.
El mercado inmobiliario está repuntando en España y la Sareb lo ha notado. El 'banco malo' ha elevado los ingresos un 21% durante el primer semestre del año, hasta los 1.710 millones de euros gracias, sobre todo, al aumento de la facturación derivada de la gestión y venta de inmuebles, que reportaron 535 millones de euros, un 40% más que en 2016. Según los datos provisionales difundidos este miércoles por la entidad, la venta de inmuebles aumentó un 70% respecto al año anterior. A pesar de este subidón, la principal fuente de ingresos de la Sareb, con mucha diferencia, sigue siendo la gestión de la cartera de préstamos al promotor, que creció cerca de un 13%, hasta los 1.165 millones de euros. En todo caso, estamos hablando de ingresos y no de beneficio. Aunque nos hayamos acostumbrado, la Sareb sigue siendo un problema. En 2016, la entidad que preside Jaime Echegoyen (en la imagen), vendió un 25% más de inmuebles que en 2015 e ingresó un 1% más pero, al final, multiplicó las pérdidas por seis, hasta los 663 millones de euros. Pablo Ferrer [email protected]