• El actual presidente de Caixabank permanecerá al frente de la Fundación OBS y de Criteria.
  • Le sustituirá un presidente no ejecutivo. Es decir, la del jueves 28 fue su última Junta de Accionistas.
  • Eso sí, Criteria no bajará del 40% de Caixabank en varios años.
  • Y es posible que en un futuro no muy lejano mantenga la Presidencia de Gas Natural Fenosa (GNF).
  • Gonzalo Gortázar tendrá todo el poder ejecutivo en Caixabank.
  • El nuevo presidente de Caixabanak será la figura anglosajona del 'chairman' o del presidente del Consejo, que no Comité de Dirección.
  • Y algún nacionalista independentista se queda para fastidiar. Y no olviden a los pacifistas.
La Junta General de Accionistas de Caixabank, celebrada en Barcelona en la mañana del jueves 28 de abril será la última presidida por Isidro Fainé (en la imagen). El veterano banquero, más bien cajero, obligado a elegir entre la Fundación Bancaria Caixa y Caixabank se marcha por imperativo legal. Ha decidido elegir la caja y dejar el banco. Antes del 20 de junio, abandona la Presidencia de Caixabank y seguirá al frente de la Fundación Bancaria Caixa y de Criteria, la sociedad de cartera donde se integran, entre otras empresas, Gas Natural Fenosa (GNF), Abertis, Cellnex, la participación en Suez, etc. Y sí, realizado ya este cambio, lo más probable es que Isidro Fainé ocupe la Presidencia de Gas Natural Fenosa en sustitución de Salvador Gabarró y en calidad de presidente no ejecutivo. Ahora bien, lo importante ahora es quién sustituirá en Caixabank a Fainé en calidad de presidente. De 'chairman' no ejecutivo, porque todo el poder ejecutivo recaerá en el actual Ceo de Caixabank (Gonzalo Gortázar). En este momento, el BCE ya conoce el nombre del sustituto no ejecutivo de Isidro Fainé y prepara el visto bueno. El enigma resuelto. Fainé se queda en la antigua Caixa, hoy fundación, la mayor obra social de España. Hablamos de un presupuesto anual de 500 millones de euros. También hablamos de Criteria, que pelea con el BCE para no ser considerada un banco sino un grupo industrial (que eso es lo que es). Y por último, es más que probable que Fainé permanezca como presidente, no ejecutivo, de una de las empresas del Ibex. Gas Natural Fenosa (GNF). Y por cierto, no menos importante, que la presencia de un hombre del prestigio de Fainé en La Caixa servirá para que la Fundación se mantenga en Caixabank con una participación por encima del 40%, a pesar de las arremetidas de Luis de Guindos o del propio Mario Draghi. Y esto es vital para mantener los 500 millones de euros de la OBS -la mayor de España- y la banca industrial, o mejor, la industria con banco adjunto (gran diferencia del que el señor Draghi y el financismo parecen no haberse enterado). En plata: no deslocalizar ni la OBS ni industrias estratégicas. No, la noticia no saltó en la Junta pero todo está en marcha. Habrá que reconocerle a Fainé que ante la obsesión del duopolio político PP-PSOE (primero Zapatero, luego Rajoy) en cargarse las cajas de ahorros -la mejor aportación financiera y eclesial  española a la economía mundial- y sustituirlas por bancos-sociedad anónima. Por lo demás, en la Junta de Accionistas celebrada en Barcelona no ha faltado de nada. Desde el accionista que le reprocha el haber firmado el documento bancario contra la independencia de Cataluña hasta el centro Nacional por la paz para quien Caixabank no debería invertir en acciones de Indra o de Oesia pasando por los sindicatos. Claro que parece que confunde la inversión en acciones con la concesión de créditos y todo ello con la guerra del Vietnam; hablan de 'miles de muertos' pero nunca concretan u homologan participación directa e incontrovertible con relaciones tangenciales, hasta el punto de que un banco no podría invertir en nada ni prestar a nadie: con frases tales como producción de explosivos que "pueden haber causado muertes en muchas guerras". O exigir a un banco que explique a sus clientes dónde invertir La Caixa sus ahorros. Es decir, implicando a los clientes, también en los hechos armamentistas. Es más, tras la intervención de la representante del centro por la paz, Fainé le pidió que no abandonara el recinto hasta la respuesta "como hizo usted el año pasado". Es decir, se acusa de hechos gravísimos pero no escucha la respuesta del acusado. Eulogio López [email protected]