• Se retira el irlandés Philip Lane.
  • Lo malo es que el español perdió en el Parlamento Europeo.
  • Eso hace que su nombramiento tenga una apariencia elitista.
  • Ahora hay que pensar en el sustituto.
  • El candidato favorito es... cualquiera de los hermanos gemelos Nadal.
  • Cainismo español aparte.
Luis de Guindos (en la imagen) será el próximo vicepresidente del BCE… que no es mucho. Se trata de un puesto de segundo plato, mucho menos relevante que el primero, y al que pocos suelen conocer. En resumen, mucho ruido y pocas nueces. Claro que la victoria no ha sido nada épica porque se ha retirado el otro candidato, el irlandés Philip Lane. Lo malo es que el español perdió en el Parlamento Europeo, lo que hace que su nombramiento tenga una apariencia elitista. En la tarde del lunes, salvo imprevistos, el Eurogrupo designará a Guindos como vicepresidente del BCE y el Ecofin formalizará la elección el martes. Por último, el Consejo Europeo, los días 23 y 24 de marzo, procederá al nombramiento definitivo. Ahora hay que pensar en el sustituto. Como saben, a Mariano Rajoy no le gusta hacer cambios y aunque Guindos no preveía dejar el Ministerio de Economía hasta finales de marzo, ahora avanza que será "cuestión de días" y se baraja la posibilidad de que su relevo se conozca esta semana. ¿El candidato favorito? Cualquiera de los hermanos Nadal (Álvaro o Alberto), claro que elegir al primero supondría desvestir a un santo -Ministerio de Energía- para vestir a otro -Ministerio de Economía-. Mientras, con Alberto puede ser más fácil porque ahora ocupa el cargo de secretario de Estado de Presupuestos, bajo las órdenes del titular de Hacienda, Cristóbal Montoro. Guindos logra su propósito, cainismo español aparte. Y es que los que lo siguen, entre ellos PSOE y Podemos, se dedican a adorar al extranjero y machacar al compatriota. ¡Así nos va! Cristina Martín [email protected]