• Ni el ministro de Economía ni el de Hacienda repetirán en el cargo, si el PP gana las elecciones.
  • Rajoy siempre tira de banquillo ante una cita con las urnas porque odia todo lo nuevo y no tiene muchos amigos.
  • Cospedal gana por primera vez a Soraya: fue la encargada de hacer las listas.
  • Soria puede ser el recambio de Guindos, pues también es técnico comercial del Estado. También suenan para el puesto Miguel Temboury y Miguel Ferre.
  • Mientras, García-Margallo se postula como vicepresidente económico y Ana Pastor quiere ocupar el puesto de Soraya.
La cuenta atrás para el 20-D ya ha comenzado y se oyen rumores sobre los posibles ministros y los que dejarán de serlo, en el caso de que el PP gane las elecciones. Lo más destacado es que las dos caras económicas del Gobierno, no estarán: Luis de Guindos ya hace tiempo que anunció su marcha, pero a Cristóbal Montoro (ambos en la imagen) le echan, bueno más bien, sólo cuentan con él como diputado. Por tanto, ni el ministro de Economía ni el de Hacienda repetirán en el cargo, si hay un nuevo gobierno del PP. Algo que resulta un poco paradójico, pues han sido los dos conductores en el inicio de la recuperación económica y la salida de la crisis. Pero Guindos no parece que será la única salida del equipo de Economía. Se dice que el secretario de Estado de Economía, Íñigo Fernández de Mesa, técnico comercial y economista del Estado -como su jefe- tampoco va a repetir. Recuerden que se colocó en la primera línea del Ministerio, tras la salida de Fernando Jiménez Latorre, que se fue para ser director ejecutivo del Fondo Monetario Internacional (FMI). Quien es obvio que ya no podrá tener el mismo cargo es Emma Navarro, que hasta el pasado jueves era la jefa de Gabinete de Guindos, pero se ha convertido en la nueva presidenta del Instituto de Crédito Oficial (ICO), sustituyendo a Irene Garrido, que será número dos por Pontevedra. De hecho, el Gobierno ya ha publicado quien suple a Navarro como jefa de Gabinete de Guindos: Cristina Fernández Cabrera. Por su parte, Montoro no volverá a ser ministro de Hacienda principalmente porque ha tocado las narices demasiadas veces. Además, sus declaraciones en su entrevista con El Mundo, donde decía que había compañeros suyos "que se avergüenzan de ser del PP", también le van a pasar factura. De hecho, en los últimos días ya se puede ver en la prensa como se intenta dañar la imagen del político jienense. El pasado jueves, El Mundo señalaba que la Autoridad fiscal denuncia a Montoro ante la Audiencia Nacional, mientras El País destacaba que la autoridad fiscal pide a Montoro una paga extra por exceso de trabajo y este viernes, elEconomista publica que Montoro intenta asfixiar las cuentas de la Autoridad Fiscal. A todos estos rostros económicos que no revalidarán su puesto se podrían unir los de los hermanos Nadal, cuya actitud ha cansado a algunos 'populares'. Álvaro Nadal, director de la Oficina Económica del Presidente del Gobierno, también es técnico comercial y economista del Estado, como tantos otros miembros del Ejecutivo (su hermano Alberto -actual secretario de Estado de Energía-, Guindos, Fernández de Mesa, Soria…), pero está avalado por la 'vice', Soraya Sáenz de Santamaría. Y ésta ya no cuenta con el favor de Rajoy. Pero todo lo comentado hasta ahora refleja un asunto de mucha mayor enjundia. Rajoy siempre tira de banquillo ante las elecciones porque odia todo lo nuevo y no tiene muchos amigos. Pero esta vez ha contado con la secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, que ha ganado por primera vez a Soraya, pues fue la encargada de hacer las listas para el 20-D. El ministro de Industria, Energía y Turismo, José Manuel Soria, podría ser el recambio de Guindos, pues también es técnico comercial del Estado. Y es que no es ningún secreto que en el Gobierno abundan los miembros de tres importantes cuerpos: abogados del Estado, inspectores de Hacienda y técnicos comerciales del Estado. El político canario es un tipo con suerte y parece que ahora también, una figura emergente porque lo ha hecho bien. Su reforma eléctrica ha salido bien y además siempre ha sido enemigo de Soraya, lo que le da unos cuantos puntos. Además, hace 20 años Soria se ocupó de las vacaciones del padre de Rajoy y teniendo en cuenta que el presidente no tiene muchos amigos -sólo el grupo del casino de Pontevedra-, eso le hace tener aún más posibilidades. Sin embargo, la cartera de Guindos está al alcance de otros. Ha sonado el nombre de Miguel Temboury, subsecretario de Estado de Economía, como posible sustituto: es el candidato de Soraya para ministro de Economía, según El Confidencial Digital. Es un tipo modesto y bastante bueno en su labor, además pertenece a la famosa promoción de abogados del Estado conocida como 'La Gloriosa'. Otro de los candidatos es el número dos de Montoro, el secretario de Estado de Hacienda, Miguel Ferre. Es inspector de Finanzas del Estado y tiene bastante peso político. Mientras, su compañera en el Ministerio, Marta Fernández Currás, secretaria de Estado de Presupuestos y Gastos, pierde puntos: a pesar de realizar un muy buen trabajo, de ser inspectora de Hacienda e interventora y auditora del Estado, y de ser gallega, es afín a Alberto Núñez Feijóo. Paralelamente, el ministro de Asuntos Exteriores, José Manuel García-Margallo, que también pertenece al cuerpo de inspectores de Hacienda, como Fernández Currás, se postula para ser vicepresidente económico. Claro que la titular de Fomento, Ana Pastor, que se cree amiga de Rajoy, quiere ocupar el puesto de Soraya, es decir, la vicepresidencia política. Ya veremos en qué quedan todos estos rumores tras las elecciones, pero lo que está claro es que baile de sillas habrá sí o sí. Sólo falta saber si es un movimiento entre políticos del PP o entran en juego los miembros de otros partidos. Cristina Martín [email protected]