• Junto a la suiza Roche se repartirá más de 100 millones por los tests de detección del virus.
  • Las autoridades sanitarias de EEUU se ponen firmes: analizarán todas las donaciones de sangre.
  • En dicho país, Grifols está feliz: genera más del 60% de los ingresos y los caprichos fiscales le salen gratis.
  • La compañía repartirá dividendo 0,18 euros el próximo 7 de diciembre, el último con Víctor Grifols como presidente.
  • Y es que el independentista catalán dejará sus funciones en manos de su hijo y de su hermano el 1 de enero.
Este lunes, hay que hablar de otra victoria del independentista Víctor Grifols (en la imagen), tras los últimos resultados, donde 'se salvó' por el negocio de medicamentos derivados del plasma y su 'capricho' de pagar al fisco en Irlanda. Y es que la compañía que preside también hace negocio con el zika en EEUU, según informa El Economista, refiriendo datos del New York Times. En concreto, la multinacional Grifols, junto a la suiza Roche, se repartirá más de 100 millones de euros por los tests de detección del virus zika. Se trata de las dos firmas seleccionadas por las autoridades sanitarias de EEUU, que ahora se han puesto más firmes y analizarán todas las donaciones de sangre (no sólo las sospechosas). En dicho país, Grifols está feliz. Allí genera más del 60% de sus ingresos y tiene una destacada presencia (cuenta con varias fábricas), que no variará con el cambio de inquilino en la Casa Blanca. Además, al otro lado del Atlántico, de momento, los caprichos fiscales le salen gratis. Paralelamente, la compañía ha anunciado que repartirá un dividendo de 0,18 euros el próximo 7 de diciembre, que supondrá un desembolso de 123 millones y será el último con Víctor Grifols como presidente. Como saben, el independentista dejará sus funciones en manos de su hijo, Víctor Grifols Déu, y de su hermano, Raimon Grifols Roura, el próximo 1 de enero. Cristina Martín [email protected]