• De esta manera, seguirá siendo el buscador predeterminado del iPhone.
  • El teléfono de Apple representa el 50% de los ingresos por publicidad móvil para Google.
  • Y la publicidad móvil ya supone el 67% de los ingresos totales por publicidad del buscador.
El acuerdo entre Google y Apple no es nuevo pero sí su precio. Según Bloomberg, ya en 2014, Google pagó a Apple unos 1.000 millones de dólares para ser el buscador predeterminado del iPhone. Ahora, en 2017, la cifra se ha elevado a 3.000 millones. Mucho dinero que, sin embargo, merece la pena desembolsar si la contrapartida es el oligopolio publicitario. Y es que el teléfono de Apple representa el 50% de los ingresos por publicidad móvil para Google, y la publicidad móvil, que no para de crecer, ya supone el 67% de los ingresos totales por publicidad del buscador. El acuerdo también beneficia a Apple, evidentemente. Sólo con la firma, la compañía de la manzana obtiene el 5% de sus ingresos totales. Cosas del oligopolio. Pablo Ferrer [email protected]