• Y ya después de la misa, junto a los miembros de las comunidades protestante, judía y musulmana, dará su pésame a los familiares de las víctimas y aquellos tomarán la palabra.
  • Sigue en eso el ejemplo de Juan Pablo II, que no celebraba funerales interconfesionales.
  • La razón es que la Iglesia Católica cree en la eficacia de las Misas celebradas por los difuntos, cosa en la cual no creen ni protestantes, ni judíos ni musulmanes.
  • Al funeral acudirán también los Reyes de España Felipe y Letizia; el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y el de la Generalitat, Artur Mas.
Como se recordará, el pasado 24 de marzo, el copiloto del avión de Germanwings, Andreas Lubitz, estrelló el aparato en los Alpes franceses, causando la muerte de 150 personas entre pasajeros y tripulación, 50 de ellas españolas, según revelaron las cajas negras del avión. Hoy, los Reyes de España Felipe y Letizia; el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y el de la Generalitat, Artur Mas, asistirán a las 18.00 horas a la Eucaristía-funeral en la Sagrada Familia de Barcelona por las 150 víctimas. La eucaristía será oficiada por el cardenal-arzobispo de Barcelona, Lluís Martínez Sistach. Y precisamente por ser una eucaristía católica, el cardenal-arzobispo de Barcelona no concelebrará con representantes de otras religiones. Y la razón es que la Iglesia Catolica cree en la eficacia de las Misas celebradas por los difuntos, cosa en la cual no creen ni protestantes, ni judíos ni musulmanes, como explicó Infocatólica. Es lo que hacía Juan Pablo II: oficiaba Eucaristías-funerales; y, después, ya participaba en ceremonias ecuménicas con miembros de otras religiones. Y Sistach hará lo mismo: después de la eucaristía, junto a los miembros de las comunidades protestante, judía y musulmana, dará su pésame a los familiares de las víctimas. E incluso dichos representantes a lo mejor toman la palabra durante unos minutos. Las lenguas utilizadas, por cierto, serán el español, el catalán, el francés, alemán, inglés y griego. El viernes 17 ya se celebró un funeral por las víctimas en Colonia (Alemania), al que asistieron, entre otros, el ministro del Interior, Jorge Fernández, y la vicepresidenta de la Generalitat, Joana Ortega. Andrés Velázquez [email protected]