• Hacienda estimó que en la lista de morosos habría 2.000 contribuyentes, pero un año después la cifra es de 5.000.
  • Pero ¿no era Montoro el 'caballero andante' en la lucha contra el fraude?
  • El 80% de los nombres (cerca de 4.000) serán empresas y el 20% restante (1.000), personas físicas con deudas superiores al millón de euros.
  • Los avisos empiezan el día 20 y el plazo para alegar acaba el 20 de noviembre: La lista saldrá en campaña electoral.
Son muchos los miembros del Gobierno que afirmaron que en 2014 empezamos la recuperación, pues así lo demostraban algunos indicadores, pero como dice el refrán las cosas de palacio van despacio y aún no hemos dado un portazo definitivo a la crisis. Es más, falta mucho por hacer para que la mejora llegue a todos los españoles. Pero, paradójicamente, lo que sí se ha recuperado es la morosidad fiscal. En junio de 2014, la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáez de Santamaría, defendía que España quería el tratado de libre comercio entre Europa y EEUU para "consolidar la recuperación económica". Mes y medio después, la ministra de Empleo y Seguridad Social, Fátima Báñez, señaló: "estamos iniciando la recuperación, hemos estabilizado el mercado de trabajo y nos hemos ocupado de los que más lo necesitan". Pero no fueron las únicas; uno de los más entusiastas del Ejecutivo fue el propio presidente, Mariano Rajoy, que en octubre de 2013 dijo "estamos en el camino de la recuperación". Y es que lo de tirarse flores les gusta y mucho a los políticos. Claro que la recuperación económica está muy bien, pero no que también lo haga la morosidad fiscal. En julio del año pasado, el director general de la Agencia Tributaria (AEAT), Santiago Menéndez, estimó que cerca de 2.000 contribuyentes saldrían en la lista de morosos. Una cifra que confirmó dos meses el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro (en la imagen), durante su comparecencia en la Comisión de Hacienda del Congreso. Sin embargo, un año después la cifra ha aumentado hasta los 5.000 contribuyentes. Ante este anuncio, adelantado por Expansión, cabe preguntarse: ¿no era Montoro el 'caballero andante' en la lucha contra el fraude? Pues, a simple vista, parece que no ha amedrentado mucho a los morosos, aunque sí que haya aumentado la recaudación por engañar al fisco. Además, el aumento de la morosidad no es baladí y más teniendo en cuenta que Montoro hizo una amnistía fiscal. El 80% de los nombres de la lista (cerca de 4.000) serán empresas y el 20% restante (unos 1.000), personas físicas. Aparecerán todos los que tengan deudas superiores al millón de euros hasta el 31 de julio. Hacienda empezará a avisar a los morosos que aparecerán en la lista a partir del día 20 y pueden alegar que acaba el 20 de noviembre. Eso sí, Montoro y el Gobierno se quieren apuntar un tanto ahora que el PP no anda muy bien en las encuestas y por ello publicarán la lista entre el 7 y el 18 de diciembre. Es decir, en plena campaña electoral, a falta sólo de unos días para el 20-D. Cristina Martín [email protected]