• Rajoy ha convertido el Gobierno en un 'Gestierno' y el partido, en una maquinaria de poder, pero ahora quiere renovar el ideario.
  • Y es que el bajón en las encuestas duele…
  • También el resultado del PP el 21-D en Cataluña, aunque insista en que "cada elección es un mundo".
  • Ahora toca "trabajar y hacerlo intensamente": convenciones (incluida una nacional en marzo) y campaña de afiliación.
  • Y lo más importante: preparar las elecciones municipales, autonómicas y europeas de 2019 "con los mejores equipos y candidatos".
El hombre que ha convertido el Gobierno en un 'Gestierno' (centrado en la gestión) y más ha desideologizado el PP (la defensa de la vida y la familia están olvidadas y se promueve la ideología de género), Mariano Rajoy (en la imagen) ha hablado de "rearme programático" en la Junta Directiva Nacional de su partido. Una comparecencia retransmitida por sorpresa en este Blue Monday para levantar los ánimos de los suyos ante el avance de Ciudadanos en las últimas encuestas. Rajoy ha hecho de su partido una maquinaria de poder, pero ahora quiere renovar el ideario. Por eso sus candidatos tienen que estar comprometidos "con España, con el conjunto de los españoles, con la ley, con la defensa de la Constitución y la Nación Española, la transparencia, la honestidad y la vocación de servicio público". Un listón alto ante la creciente amenaza naranja. Y es que el bajón en las encuestas duele… a pesar de que Rajoy intente quitarle hierro diciendo que son una foto que puede estar "muy condicionada por las circunstancias" y otra cosa son los votos. Precisamente, al respecto de estos, los últimos (el 21-D en Cataluña) también han hecho pupa, claro que Rajoy prefiere afirmar que "cada elección es un mundo" y las cifras no son extrapolables. Por todo ello, ahora al PP le toca "trabajar y hacerlo intensamente": convenciones, entre ellas una Convención Nacional en Andalucía en marzo, y una campaña de afiliación. Y además, debe preparar las elecciones municipales, autonómicas y europeas de 2019: "debemos elegir a los mejores equipos y los mejores candidatos". O sea, que no sólo habrá "rearme programático", sino renovación de caras. Ojalá dicha estrategia sea más acertada que su actual visión del independentismo y de la energía nuclear. Cristina Martín [email protected]