• Mediaset y Atresmedia tienen un beneficio conjunto de 77,2 millones hasta marzo, gracias, sobre todo, a la publicidad.
  • Sus ingresos netos ascienden a 476,7 millones: 246 millones ( 6%) de Antena 3-La Sexta y 230,7 ( 4,6%) de Telecinco-Cuatro.
  • Mediaset y Atresmedia acaparan el 86,4% de la tarta publicitaria y el 57,4% de la audiencia.
  • El grupo de Vasile se forra con la publicidad: supone casi el 93% de su facturación, a pesar de que cae la que vende a terceros por perder el contrato de Canal .
  • Líder en rentabilidad en el sector media español con un margen Ebitda sobre ingresos del 30,7%.
  • Reduce sus costes y es claro candidato a la compra de los derechos de la EURO2016, si no los adquiere podría perder liderazgo en 'share'.
Una vez más, hay que hablar del Duopolio. A la vista de los resultados de Mediaset del primer trimestre, queda aún más claro que éste y Atresmedia siguen sembrando telebasura, forrándose y tomándole el pelo al Gobierno. Y es que aunque tuvieron que cerrar algunos canales, han sacado partido en los nuevos concursos de TDT, mientras atacan una y otra vez al Ejecutivo con sus cadenas más progres, La Sexta y Cuatro, respectivamente. ¡Vaya forma de dar las gracias! Mediaset ha ganado 50,1 millones de euros hasta marzo, lo que supone un 37,8% más que hace un año, y Atresmedia, 27,15 millones ( 28,7%). De esta manera, el beneficio neto conjunto de estos dos grandes grupos ha ascendido a 77,2 millones en el primer trimestre, gracias, sobre todo, a la publicidad. Los ingresos netos de Antena 3-La Sexta se han situado en 246 millones ( 6%) y los de Telecinco-Cuatro, en 230,7 millones ( 4,6%). Por tanto, el resultado de la suma ha sido de 476,7 millones. Buenas cifras tanto en beneficio como en facturación para estos dos gigantes mediáticos que forman el Duopolio, las cuales no son nada más que el reflejo de su poder. Y es que Mediaset y Atresmedia acaparan el 86,4% de la tarta publicitaria, con unas respectivas cuotas del 42,8% y del 43,6% -por primera vez le gana a su competidor-. Pero no sólo eso, también tienen el 57,4% de la audiencia, con unas cuotas del 29,4% y del 27,9%. Ahora entramos en los resultados de Telecinco-Cuatro más en detalle. El grupo que tiene como Ceo a Paolo Vasile (en la imagen junto a su homólogo en Atresmedia, Silvio González) se ha forrado con la publicidad, que supone casi el 93% (92,78%) de su facturación, es decir, 214,05 millones. Y todo ello a pesar de que ha caído la venta de publicidad a terceros por perder el contrato de Canal (DTS). De hecho, los ingresos brutos publicitarios de Mediaset han ascendido a 222,23 millones: 215,42 millones ( 5,3%) de los medios propios y 6,81 millones de los medios ajenos, cifra que ha bajado desde los 12 millones de hace un año. Estos 222 millones, tras restar las comisiones, dan unos ingresos netos publicitarios de 214,05 millones, a los que hay que sumar otros ingresos de 16,69 millones ( 28,7% por el buen comportamiento de las actividades de cine y juego) para obtener la facturación total. El Ebitda de Telecinco-Cuatro ha ascendido a 70,8 millones, el más alto desde el comienzo de la crisis económica. Mientras, el del grupo que tiene como Ceo a Silvio González se ha situado bastante por debajo: en 40,26 millones, un 18,6% superior al de hace un año. Por lo tanto, el Ebitda del Duopolio ha ascendido a 111,06 millones. Según destaca Beka Finance, Mediaset se ha situado en el primer trimestre como el líder en rentabilidad en el sector media español, gracias a un margen Ebitda sobre ingresos del 30,7%. Una cifra que es una de las más elevadas del sector en Europa. Un objetivo de su plan estratégico que ya ha alcanzado. Mediaset ha reducido sus costes operativos un 8,1% hasta marzo, por la debilidad que había en el mercado publicitario y la menor inversión en programación (-19,3%). Pero Atresmedia ha aumentado sus gastos de explotación un 3,9%, hasta los 205,77 millones por mayor consumo de programas y gastos de personal con las retransmisiones de la Champions y la puesta en marcha de dos nuevos canales (Mega y Atreseries). Los analistas de Beka Finance ven a Mediaset como claro candidato a la compra de los derechos de la EURO2016, cuyo precio podría ser de 45 millones, pero se está erosionando ante la cercanía del evento. Así, competiría con Atresmedia, que tiene la Champions, aunque, ojo, si no los adquiere podría perder liderazgo en share, aunque no en audiencia. De cara al segundo trimestre, Beka Finance estima que los precios subirán en las negociaciones de Mediaset con los anunciantes, pues tendrá más tiempo gracias a su nuevo canal, Be Mad. Además, prevé que su cuota publicitaria vaya de menos a más, a la vez que mantiene su liderazgo en audiencia ante la falta de eventos deportivos Premium y los nuevos cinco canales de TDT de otros competidores. Cristina Martín [email protected]