• PP se lleva 19,1 millones; PSOE, 11,3 millones; Podemos, 3,9 millones y Ciudadanos, 3,4 millones, por escaños y votos obtenidos en andaluzas, municipales y autonómicas.
  • Es decir, son los más agraciados, pues ganan el 66,1% del total (57 millones). Y a estas cifras se tienen que añadir las subvenciones que han recibido para la campaña electoral.
  • Los partidos emergentes -Podemos y Ciudadanos- se llevan menos porque el primero no fue con su marca a las municipales y el otro no tuvo lista en todas las circunscripciones.
  • El bipartidismo sigue siendo el más beneficiado en el reparto de las subvenciones por escaño y voto, a pesar de su descenso: 30,4 millones, es decir, el 53,3% del pastel.
El pasado lunes les contábamos que los partidos políticos se frotan las manos tras las elecciones andaluzas y el 24-M, pues han ganado 57 millones de euros (57.040.927,16 euros). En este reparto de subvenciones por escaños y por votos obtenidos, los más agraciados fueron los miembros del naciente cuatripartidismo -PP, PSOE, Ciudadanos y Podemos- que han ganado 37,7 millones (66,1% del total). Además, los partidos están muy contentos porque 2015 es un año 'multielectoral' y aún pueden incrementar más sus ingresos en las próximas citas electorales -quizá Cataluña, a lo mejor otra en Andalucía y sin duda, las generales de final de año-. Los cálculos muestran que el bipartidismo, a pesar de haber perdido poder, sigue siendo el más beneficiado en el reparto de las subvenciones por escaños y votos obtenidos en las tres elecciones celebradas hasta la fecha. En concreto, los populares se han llevado 19,1 millones y los socialistas, 11,3 millones. Es decir, entre los dos se han embolsado 30,4 millones o lo que es lo mismo un 53,3% del pastel de 57 millones. ¡Vamos, que Mariano Rajoy y Pedro Sánchez no se pueden quejar, por lo menos en cuestión monetaria! Por su parte, los partidos emergentes -Podemos y Ciudadanos- han tenido buenos estrenos, tanto en las elecciones al Parlamento andaluz como en las municipales y autonómicas del 24-M. Conviene destacar que el partido morado no presentó su marca a las municipales, pero sí formaba parte de distintas coaliciones o tenía importantes vínculos con algunas nuevas formaciones. Ambos partidos no sólo amenazan al bipartidismo en cuestión de electorado y de posibilidades de lograr gobiernos, sino también en el aspecto económico, pues se llevan en subvenciones una tajada de 7,3 millones (12,8% del total). La formación que dirige Pablo Iglesias ha superado el éxito que experimentó en las elecciones al Parlamento europeo celebradas el año pasado y que fueron la primera cita con las urnas a la que acudía. Ahora se frota las manos, pues ha obtenido 3,9 millones, tras las elecciones andaluzas y las autonómicas. Además de que resulta clave en la denominada hora de los pactos para formar gobierno en muchas regiones. Mientras, el partido que lidera Albert Rivera, en su estreno fuera de Cataluña ha logrado entrar en el Parlamento andaluz y convertirse en la tercera fuerza municipal tras PP y PSOE. Pero no sólo eso, también ha entrado por la puerta grande en el reparto de las subvenciones y se ha llevado 3,4 millones. Por lo tanto, no quedan dudas de que el naciente cuatripartidismo ha sido hasta ahora el más beneficiado en las citas electorales celebradas. En concreto, en las andaluzas, ganó 5,1 millones de un pastel de 5,4 millones, es decir, el 94,44%. Mientras, en las municipales, se llevó 14,2 millones de un total de 30,6 millones (46,4%) y en las autonómicas, 18,4 millones de una tarta de 21 millones (87,62%). Veremos, cuánto se reparte en las próximas citas con las urnas porque haberlas las habrá, sólo falta saber si habrá una, dos o tres. Esperemos que no nos sorprendan con ninguna más porque sobra decir que todas estas cantidades de dinero las pagamos todos los españoles y además, el Estado también da dinero a los partidos para sus campañas electorales. Cristina Martín [email protected]