• A Rajoy y compañía les gusta llenarse la boca con promesas vacías, pues su famoso Plan Integral de Apoyo a la Familia, aprobado en plena campaña electoral, se traduce en mucho ruido y pocas nueces.
  • Entre las 225 medidas, presumen de aumentar hasta un 15% en función del número de hijos, la pensión de las madres trabajadoras.
  • Pero olvidan a las madres que no trabajan fuera del hogar y tampoco responden al hecho de que hay más necesidades cuando se está criando a los hijos. Lo mejor sería implementar un salario maternal.
  • Las familias numerosas están muy decepcionadas con el Gobierno del PP: denuncian que se aleja de lo prometido y son "medidas electorales, cortoplacistas y de maquillaje".
  • Paralelamente, da luz verde al PIVE 8, que tendrá un presupuesto de 225 millones. Además, en este final de legislatura intenta granjearse el apoyo de la gente del cine.
Consejo de Ministros del 14 de mayo. Una semana más, los miembros del Gobierno quieren cogerse un puente y han celebrado el Consejo de Ministros un día antes. En la rueda de prensa posterior, la vicepresidenta, Soraya Sáenz de Santamaría, ha compartido escenario con el ministro de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, Alfonso Alonso, y con el titular de Industria, Energía y Turismo, José Manuel Soria (ambos en la imagen). A la vista de sus respectivas peroratas ha quedado clara una cosa: el Gobierno es mucho más 'generoso' con el automóvil que con las familias, a pesar de que España vive sumida cada vez más en un invierno demográfico. Y es que a Mariano Rajoy y a compañía les gusta mucho llenarse la boca con promesas vacías, pues su famoso Plan Integral de Apoyo a la Familia (PIAF), aprobado este jueves se puede resumir en mucho ruido y pocas nueces. El documento incluye 225 medidas, entre las cuales, el Ejecutivo ha presumido especialmente de una. En concreto, esta medida 'estrella' contempla aumentar hasta un 15%, en función del número de hijos, la pensión de las madres trabajadoras. El progre y 'sorayista' Alonso ha detallado que las más afortunadas serán las mujeres con cuatro o más hijos ( 15%), las de tres ( 10%) y las de dos ( 5%). Además, ha explicado que la medida se aplicará por primera vez en 2016, tendrá un coste de 51 millones de euros y beneficiará a 123.357 mujeres. Esta cifra se irá incrementando hasta llegar a las 455.000 mujeres en 2019. "Con esto, lo que se pretende es un apoyo a la maternidad y a la natalidad, no sólo como se hace con el IRPF, durante la crianza, en los primeros años de vida, sino una aportación al sistema de la Seguridad Social que queremos que se vea recompensado en el momento en que se accede a la jubilación", ha señalado Alonso y se ha quedado tan pancho. ¿Esperaba algún aplauso por tal anuncio? Pues que siga esperando, pero sentado, no vaya a ser que se canse. Para apoyar a la maternidad de verdad hace falta implementar un salario maternal y para apoyar la natalidad, apostar fuertemente por la vida, reformando de verdad la ley del aborto y ayudando a las embarazadas. ¡Tome nota, señor ministro! Conviene destacar que la medida 'estrella' de subir la pensión no es una subvención ni siquiera una deducción, pues sólo se aplica cuando la madre trabajadora se jubila. Sobra decir que el PIAF se aprueba cuando la legislatura va tocando a su fin y en plena campaña electoral de municipales y autonómicas, lo que no es ninguna casualidad. Si el Ejecutivo esperaba algún rédito electoral debería haber implementado un salario maternal, eso sí le daría unos cuantos votos. Además a la luz de este Plan, no hay ninguna duda de que Rajoy y Cía se han olvidado de las madres que no trabajan fuera del hogar, al igual que ya hizo en su reforma fiscal con la famosa deducción de 1.200 euros al año por hijo. Tampoco el Ejecutivo ha respondido con su PIAF al hecho de que hay más necesidades cuando se está criando a los hijos. Las familias numerosas madrileñas están muy decepcionadas con el Gobierno del PP y han señalado que su PIAF es "un buen documento lleno de buenas intenciones sin trascendencia y vacío de leyes". Denuncian que se aleja de lo que prometió a las familias (Ley de Protección de la Familia y también de Protección a la Familia Numerosa). Es más, señalan que las medidas del PIAF son "electorales, cortoplacistas y de maquillaje" y concluyen que "el abandono de las familias por parte del Estado y el invierno demográfico están hiriendo de muerte a toda la sociedad". Paralelamente, el Consejo de Ministros ha dado luz verde al PIVE 8, que tendrá un presupuesto de 225 millones. Una nueva edición de este plan que el sector del automóvil esperaba como agua de mayo, pues el Plan ha permitido su recuperación. Sin embargo, conviene destacar que no se puede vivir siempre de subvenciones, habrá un momento en que el sector tendrá que aprender a volar solito. El Gobierno también busca granjearse el favor de la gente del cine, pues envidia el apoyo que muchos miembros de este colectivo brindaron al anterior ocupante de La Moncloa, José Luis Rodríguez Zapatero. Por ello, ha aprobado un Real Decreto Ley, con el que concede varios créditos extraordinarios y suplementos de créditos en el presupuesto del Estado. Además se adoptan otras medidas de carácter tributario. Por último, cabe destacar que el Consejo de Ministros intentará fomentar más el trabajo autónomo, con un proyecto de ley que ha remitido a las Cortes Generales. Cristina Martín [email protected]