• Es el candidato con más opciones para adquirir el 45% de la filial de infraestructuras de telecos Inwit.
  • La italiana EI Towers (Mediaset) ofrece más dinero, pero quiere limitar su participación al 29,9% para no lanzar una OPA.
  • Y eso es un inconveniente para Telecom Italia, que busca fondos para sus inversiones y que Inwit sea lo más neutral posible.
  • La otra compañía en liza es la americana American Tower, que no tiene la presencia de Cellnex en Italia.
El viento sopla a favor de que Cellnex se convierta en el principal operador de torres de telecomunicación en Italia si finalmente se hace con el 45% de la compañía de antenas de telefonía móvil Inwit, filial de Telecom Italia. El proceso está en todavía en la fase de ofertas no vinculantes, pero está al caer en el tiempo que se empiece a concretar en ofertas vinculantes y Telecom Italia tiene cierta prisa en llegar a un acuerdo final en abril mejor que en mayo. Además la compañía presidida por Francisco Reynes (en la imagen), que presenta su oferta junto al fondo de infraestructuras italiano F2i, participan en el proceso la también EI Towers, grupo de torres de comunicación de Mediaset, y la estadounidense American Tower. Pero todo apunta, por varios motivos que ahora veremos, a que será finalmente la filial de Abertis la que se haga el control de Inwit, a pesar de que su oferta es inferior a la de EI Towers. El grupo de Mediaset ofrece 5 euros por acción, mientras que el precio de Cellnex-F2i queda entre 4,35 a 4,5 euros por título. La cautela se impone en cualquier caso: la última palabra, como es lógico, la tiene Telecom Italia, que posee el 60% de Inwit (el 40% restante coriza en bolsa) y aspira a dejar esa participación en el 15%. La filial de Abertis es ya, desde el año pasado, un actor de referencia en el país transalpino, donde posee 7.800 torres de telecomunicaciones (sumó 7.400 en marzo de 2015, tres meses antes de debutar en bolsa, a las 400 que ya tenía). Inwit cuenta con 11.500 torres. Es importante tener esto en cuenta porque es una de las fortalezas de la opción Cellnex-F2i. La explicación está en la filosofía misma que ha guiado a Telecom Italia para crear y vender después Inwit: obtener liquidez, por un lado, para financiar sus inversiones en lo que realmente le interesa para ganar en rentabilidad, los contenidos y servicios de las ofertas convergentes, y por otro, entregar la gestión de las infraestructuras de las redes y telefonía a un actor lo más independiente y neutral posible. En otras palabras, reducir los gastos operativos. Es el mismo proceso en que participan el resto de operadoras europeas, desde Deutsche Telecom a Telefónica. Son conscientes de los márgenes estrechos de negocio en las infraestructuras frente a los contenidos y servicios. Desde ese punto de vista, todo juega a favor de la oferta de Cellnex, que se convertiría así en el principal grupo de infraestructuras de telecomunicaciones de Italia. En primer lugar, la liquidez que quiere Telecom Italia. Es verdad que EI Towers ofrece más dinero por la acción, pero su propuesta es comprar el 29,9% de Inwit, para evitar tener que lanzar una OPA por el 100%, como exige la legislación italiana. Telecom Italia ganaría más por acción, pero seguiría en el capital con el 30%, y su objetivo es que esa participación ronde el 15%. No olviden que uno de los objetivos de Telecom Italia es obtener fondos para inversiones. Si la oferta de Cellmex es por el 45% -está dispuesto a lanzar la OPA-, Telecom Italia aumentaría más su liquidez. Es, por tanto, más atractiva desde el punto de vista estratégico. Y a eso se unen las ventajas de Cellnex en la segunda parte de esta historia: un operador lo más neutro posible con el fin de compartir redes, evitar esa inversión a los operadores y atraer a nuevos proveedores. La operadora italiana mantendría un porcentaje y peso mínimo en el consejo de administración (un consejero). Desde ese ángulo, la oferta de Cellnex es también atractiva por las sinergias que aportaría a Telecom Italia, en torno a los 1.000 millones de euros. Cellnex es ya un grupo de referencia en Italia, y mayor que EI Towers (cuyo tamaño es aproximadamente el 40% de Cellnex en su conjunto). La capacidad industrial y, con ella, la posibilidad de atraer a los operadores para que trasporten sus contenidos, son mayores en el caso de Cellnex. El proceso sigue abierto. A las ofertas no vinculantes, las presentadas hasta ahora, seguirán las vinculantes. Es a lo que anima en estos momentos Telecom Italia. Le interesa que sigan en liza los tres, EI Towers, American Tower y Cellnex-F2i, entre otras cosas porque esperará una oferta mejor por la competencia entre los tres. Pero no olviden el fondo de la cuestión. Telecom Italia quiere dinero y una empresa neutral. Por eso segregó el negocio de las torres en su filial Inwit, colocó después en bolsa el 40% y finalmente abrió proceso para vender una parte del 60% que todavía controla. Ese el melón abierto por el presidente de la teleco italiana, Marco Patuano. Rafael Esparza [email protected]