• En concreto, según la Cámara británica de Comercio, el 37% (frente al 30% anterior) votará a favor de abandonar la UE en el referéndum del próximo 23 de junio.
  • Asimismo, la proporción de los empresarios que prefieren que Londres siga formando parte de la comunidad europea ha caído desde el 60 por ciento hasta el 54%.
  • En la sociedad británica, la balanza está equilibrada entre los que quieren quedarse y los que no.
La Cámara británica de Comercio (BCC, por sus siglas en inglés) ha indicado este martes que, aunque la mayor parte de sus miembros siguen optando por que Reino Unido siga formando parte de la Unión Europea, cada vez más empresarios están valorando la posibilidad de decantarse por la salida del bloque europeo, informa Efe. La BCC, una de las dos organizaciones de empleadores más importantes del país, asegura que el 37 % de sus miembros votará, en el referéndum que se celebra el próximo 23 de junio, a favor de abandonar la UE, según una encuesta elaborada a principios de abril, siete puntos más que los que optaban por el 'Brexit' en un sondeo anterior, elaborado a finales de enero y principios de febrero. Asimismo, la proporción de los empresarios que prefieren que Londres siga formando parte de la comunidad europea ha caído desde el 60 por ciento hasta el 54%. «Aunque hay una clara mayoría de empresarios que hemos encuestado que siguen expresando su preferencia por quedarse en la Unión Europea, la brecha entre los que quieren que se quede y los que quieren abandonar el bloque se ha reducido significativamente en las últimas semanas», ha asegurado el director general en funciones de la Cámara, Adam Marshall. El apoyo de los miembros de la BCC a la permanencia en la UE es superior al de la sociedad británica en general. Según el último sondeo elaborado por YouGov, publicado este mismo lunes por el diario británico 'The Times', el apoyo al 'Remain' se sitúa en el 42 por ciento, mientras que el respaldo al 'Brexit' se sitúa en el 40 por ciento. Similares son los resultados de la última encuesta de ICM, que daba un 46 por ciento de apoyo a los que prefieren dejar la UE, y un 44 por ciento a los que optan por quedarse. Y es que los británicos siempre han sido muy suyos… José Ángel Gutiérrez [email protected]