• Los hechos han forzado la evacuación de los ministros presentes en el edificio y se han saldado con la detención de al menos 40 personas.
  • La negativa de los ministros a que el presidente Evo Morales sea involucrado en esta etapa del diálogo para firmar un probable acuerdo frenó la posibilidad de un arreglo al largo conflicto. En la Paz (capital de Bolivia) un grupo de manifestantes ha dinamitado este miércoles la puerta principal del Viceministerio de Régimen Interior, tras el fracaso del intento de diálogo entre el Gobierno y el Comité Cívico Potosinista (Comcipo) para poner fin a la huelga indefinida en la localidad de Potosí, informan agencias. Los incidentes con los mineros llegados desde Potosí surgieron cuando se intentaba iniciar una ronda de diálogo entre dirigentes del sureño departamento con varios ministros en las oficinas del Ministerio de Gobierno, recoge DPA. La negativa de los ministros a que el presidente Evo Morales (en la imagen) sea involucrado en esta etapa del diálogo para firmar un probable acuerdo frenó la posibilidad de un arreglo al largo conflicto. Los hechos han forzado la evacuación de los ministros presentes en el edificio y se han saldado con la detención de al menos 40 personas. Según las informaciones facilitadas por el diario boliviano 'La Razón', los incidentes se registraron después de que el jefe del Comcipo, Jhonny Llally, abandonara el edificio ante la falta de un compromiso del Gobierno con todas las exigencias del organismo para el diálogo. El vicepresidente boliviano Álvaro García Linera denunció el destrozo de dos vehículos por un grupo de mineros, así como un incendio forestal en inmediaciones de la residencia presidencial del barrio paceño de San Jorge. "Hemos recibido un sopapo en la mejilla, pero damos la otra mejilla y convocamos otra vez al diálogo", anunció García Linera tras rechazar la violenta protesta de mineros en La Paz. Pero no deja de ser paradójico que quien se declara socialista del siglo XXI, Evo Morales, no atienda a los obreros... José Ángel Gutiérrez [email protected]