• El supervisor señala que el consumo mantuvo su dinamismo y destaca el aumento de los índices de confianza de hogares y comerciantes minoristas.
  • También resalta la subida de las matriculaciones de automóviles particulares y la mejora de ventas de bienes y servicios de consumo.
  • Los tipos de interés de préstamos nuevos para adquirir vivienda y para consumo cayeron hasta el 2,5% y el 6,1%.
  • La industria mejora y la construcción continúa con su "moderada recuperación".
  • Subraya que al inicio de 2016, ha habido deterioro y aumento del riesgo en los mercados por la inestabilidad de China y el desplome del petróleo.
Este jueves, el Banco de España, en su boletín económico de enero, vuelve a constatar la mejora del consumo. Una subida ante la que el presidente del Gobierno en funciones, Mariano Rajoy, sonreirá, pues constituye una prueba infalible de que estamos saliendo de la crisis económica. El supervisor señala que el consumo privado mantuvo su dinamismo también al final de 2015. Destaca el aumento de los índices de confianza de los hogares y de comerciantes minoristas. También resalta la subida de matriculaciones de automóviles particulares, las mejores ventas de bienes y servicios de consumo, así como la producción industrial de bienes de consumo. Otro aspecto positivo que destaca el organismo que gobierna Luis María Linde y que ha beneficiado al consumo es la caída de los tipos de interés de préstamos nuevos para adquirir vivienda y para consumo y otros fines. En el primer caso, bajaron hasta el 2,5% y en el segundo, hasta el 6,1%. En cuanto a los sectores, el Banco de España señala que mostraron "un tono sostenido". La industria muestra mejora del índice de confianza de la Comisión Europea y un leve retroceso del PMI de manufacturas, aunque los indicadores cuantitativos apuntan a una "cierta moderación" interanual en noviembre. Mientras, la construcción continúa con su "moderada recuperación", pues registró más afiliados, mayor consumo de cemento y aumentó la producción industrial de materiales de construcción. Por su parte, la inversión empresarial se mantiene. El volumen de operaciones nuevas de crédito para préstamos inferiores a 1 millón de euros siguió creciendo, pero el superior a dicha cifra tuvo un "leve retroceso". Respecto al sector exterior, el Banco de España subraya los incrementos, tanto en exportaciones como en importaciones, registrados en noviembre, tras los descensos de octubre. Las ventas al exterior subieron un 8,5%, mientras las importaciones se dispararon un 12,6%. En cuanto al empleo, el supervisor habla de "tónica positiva", destacando el aumento de las afiliaciones a la Seguridad Social ( 3,2%) y la caída del paro registrado ( 8%) en diciembre. Un notable descenso del desempleo que se dio en la misma magnitud para el conjunto del año 2015. Por último, el Banco de España señala que los mercados financieros tuvieron "cierta estabilidad" en las últimas semanas del año pasado, tras la subida de tipos por parte de la Reserva Federal. Pero subraya que al inicio de 2016, ha habido "un notable deterioro" y un aumento del riesgo por inestabilidad en las bolsas de China y nuevos desplomes del precio del petróleo. Cristina Martín [email protected]