• Ha comprado tan barato que sacará beneficio.
  • Sobre todo, ayudado por las Normas Internacionales de Información Financiera, NIIF 3.
  • Al final, se puede calcular que el beneficio para Bankia será 1,5 veces lo pagado por BMN.
  • En definitiva, el Popular ha sido un chollo para el Santander y BMN para Bankia.

Como decíamos ayer martes, José Ignacio Goirigolzarri ha comprado BMN a precio de saldo. No era su opción preferida -sigue siendo el BBVA- y por eso secundó la orden del FROB, o sea, de Guindos, a regañadientes. Lo cierto es que Bankia ha comprado tan barato (0,4 veces el valor en libros) que se apuntará un beneficio sustancioso, ayudado por las Normas Internacionales de Información Financiera, NIIF 3. Cuidado, porque hablamos únicamente de beneficio contable. Ya saben: la contabilidad es una ciencia exacta; dice exactamente lo que uno quiere que diga. Es decir, en el consolidado de Bankia, si mantiene BMN como firma independiente o en su individual si lo absorbe, contabilizará (Bankia) un beneficio igual a 0,6 veces el valor en libros de BMN. Eso quiere decir que, tras la compra, la entidad que preside Goirigolzarri registrará un beneficio igual a 1,5 veces el precio pagado por BMN, esto es, 1.237,5 millones de euros. Y todo esto, gracias a las citadas NIIF 3. En definitiva, el Popular ha sido un chollo para el Santander -ha pagado un euro por un banco que en Bolsa valía más de 1.300 millones-, y BMN lo ha sido para Bankia. Es la característica más significativa de la fase actual de la reestructuración bancaria española: las chollo-fusiones. Pablo Ferrer [email protected]