• Hace dos años y medio el FROB vendió a 1,50, ahora la acción no llega al 0,7 euros.
  • Y ni el Gobierno ni el equipo Goirigolzarri tienen la culpa: esta vez la culpa la tiene la crisis bancaria que viene.
  • Por mucho que se haya saneado Bankia, que se ha saneado, el coste del rescate financiero español se dispara.
  • Y los bancos continúan cayendo en bolsa.
El FROB, o sea, el Gobierno -perdón, el Estado-, obtuvo 1.300 millones por la venta del 7,5% a 1,50 euros por acción, con lo que obtenía una mínima plusvalía. El problema es que la acción de Bankia está ahora por 0,67 euros por titulo. Ahora mismo, el Gobierno -perdón, el Estado- posee una participación en Bankia que vale 5.000 millones de euros, frente a los 23.000 millones de euros que nos costó a los españoles. No a los europeos, que nos dieron un crédito, sino a los españoles quedemos aparees crédito con tipos normales -antes privilegiados pero hoy todos los tipos son privilegiados-. En definitiva, tenemos un déficit aproximado de 18.000 millones de euros. Porque en febrero de 2014, tras el plan de saneamiento puesto en marcha por Goirigolzarri, la cotización subía. El Estado vendió a 1,50 euros por acción y ahora está a 0,60. Y la culpa no la tiene el Gobierno ni el equipo Goirigolzarri, sino una cosa llamada Unión Bancaria Europea, un invento europeo para que el diablo confunda y un Sistema Financiero Internacional (SFI) para que os postréis, que seguramente ha sido diseñado un borracho en un momento de delirium tremens. Y esto provoca que el Gobierno se replantee todo. Ya no sueña con un rescate bancario con superávit sino con déficit. Y ojo, porque el déficit sólo de Bankia supone un coste que representa un 1,8% del PIB. No es una broma. Eulogio López [email protected]