• Los tradicionales festejos de carnaval comenzaron esta semana en Alemania en medio de fuertes operativos de seguridad.
  • Las agresiones sexuales a mujeres por parte de musulmanes organizados en Nochevieja han motivado estas medidas de seguridad.
Los tradicionales festejos de carnaval comenzaron esta semana en Alemania en medio de fuertes operativos de seguridad. Pese a los ataques sexuales y robos a mujeres perpetrados en Año Nuevo en la ciudad de Colonia -ataques inspirados por islamistas radicales- y el temor a atentados terroristas, multitudes jubilosas se adueñaron puntualmente a las 11:11 de las calles en los bastiones carnavalescos de Colonia, Düsseldorf, Maguncia y en otras ciudades del oeste y del sur del país, informa DW. Las celebraciones de Colonia atrajeron la atención de una nutrida delegación de periodistas sólo comparable, según la policía, con la cobertura de la cumbre del G8 que tuvo lugar en la ciudad en 1999. Unos 2.500 policías, una cifra que triplica la habitual, patrullaban por Colonia, la ciudad que fue escenario de agresiones sexuales a más de 500 mujeres, por parte de jóvenes musulmanes, según la prensa alemana. Las autoridades instalaron un "puesto de seguridad" en la explanada de la majestuosa catedral al que podrán acudir mujeres que se sientan amenazadas o sean agredidas. Mujeres policía escoltarán a las víctimas a un edificio cercano en el que serán atendidas por un equipo de psicólogos y asistentes sociales. Durante el carnaval se registraron en los pasados años en Colonia una media de 50 ataques sexuales por año. "Hemos hecho todo lo que está a nuestro alcance", aseguró la alcaldesa de Colonia, Henriette Reker, a la televisora pública WDR. El primer balance efectuado en horas de la tarde fue positivo: "Todo pacífico y distendido", dijo una portavoz municipal. José Ángel Gutiérrez [email protected]