• Con una potencia instalada muy inferior: 7,3% del total.
  • Pero sigue siendo inferior a la media europea (33%).
  • En años secos, la nuclear toma protagonismo. Al igual que las renovables, no contribuye al cambio climático, pero es, de media, seis veces más barata que las renovables.
  • El problema de la energía nuclear es de imagen pública: todavía persiste el miedo telúrico a lo nuclear.
La energía más utilizada en España durante 2014 fue la nuclear. Un año seco no dio pábulo a la hidroeléctrica y abrió paso a la segunda energía más barata que es la que producen los 11 reactores nucleares. Y ojo porque estamos hablando de una energía que contribuye tanto como las renovables a detener el calentamientoglobal y, en concreto, la descarbonización (un término bastante más científico y claro que el de Cambio climático). Lo curioso es que la nuclear tiene en España una potencia instalada que apenas alcanza el 7,3%, por el que se rebela como la más efectiva y la que, si lo prefieren, más rendimiento obtiene, la menos frágil, la más intensiva. Tras el informe completo del informe del Foro Nuclear, la conclusión sigue siendo la misma. EL problema d a nuclear es de imagen: es la energía más barata, la más intensiva y la no contaminante, pero en la sociedad persiste el miedo telúrico a las nuclear, ¿Por qué tenemos mucha? ¡Qué va! La media de utilización en Europa no es del 20 sino del 33%. Miriam Prat [email protected]