Los democristianos alemanes de Ángela Merkel tienen poco de cristianos. Los socialdemócratas de Martin Schulz son bastante socialdemócratas pero, sobre todo, son progresismo cristófobo bastante rabioso. Por ejemplo, Martin Schulz es el gran enemigo de los crucifijos en las instituciones. En cualquier caso, si democristianos y socialdemócratas forman gobierno: ¿entre qué cosas distintas estaban eligiendo los alemanes? Hispanidad [email protected]